Recursos para los miembros de la Iglesia de Dios Unida

#163 - Salmos 1-150 - Parte 2: "Salmos sobre Cristo y los tiempos del fin"

Usted está aquí

#163 - Salmos 1-150 - Parte 2

"Salmos sobre Cristo y los tiempos del fin"

Descargar

Descargar

#163 - Salmos 1-150 - Parte 2: "Salmos sobre Cristo y los tiempos del fin"

×

Cristo usó estas Escrituras para probar que él era el Mesías, o el Salvador ungido de Dios. Dijo: “Escudriñad las Escrituras; porque a vosotros os parece que en ellas tenéis la vida eterna; y ellas son las que dan testimonio de mí, y no queréis venir a mí para que tengáis vida” (Juan 5:39 Juan 5:39 Escudriñad las Escrituras; porque a vosotros os parece que en ellas tenéis la vida eterna; y ellas son las que dan testimonio de mí;
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). También mencionó que los Salmos hablaban de él: “...que era necesario que se cumpliese todo lo que está escrito de mí... en los salmos” (Lucas 24:44 Lucas 24:44Y les dijo: Estas son las palabras que os hablé, estando aún con vosotros: que era necesario que se cumpliese todo lo que está escrito de mí en la ley de Moisés, en los profetas y en los salmos.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

Los apóstoles obedecieron a Cristo y citaron frecuentemente a los Salmos para mostrar que Cristo fue el Mesías prometido de Israel. En el libro de Hechos abundan las citas de los Salmos. Por ejemplo, en su primer sermón después de recibir el Espíritu Santo, Pedro usó a dos de los Salmos para comprobar que Cristo era el Salvador:

  1. Hechos de los Apóstoles 2:25-31 Hechos de los Apóstoles 2:25-31 [25] Porque David dice de él: Veía al Señor siempre delante de mí; Porque está a mi diestra, no seré conmovido. [26] Por lo cual mi corazón se alegró, y se gozó mi lengua, Y aun mi carne descansará en esperanza; [27] Porque no dejarás mi alma en el Hades, Ni permitirás que tu Santo vea corrupción. [28] Me hiciste conocer los caminos de la vida; Me llenarás de gozo con tu presencia. [29] Varones hermanos, se os puede decir libremente del patriarca David, que murió y fue sepultado, y su sepulcro está con nosotros hasta el día de hoy. [30] Pero siendo profeta, y sabiendo que con juramento Dios le había jurado que de su descendencia, en cuanto a la carne, levantaría al Cristo para que se sentase en su trono, [31] viéndolo antes, habló de la resurrección de Cristo, que su alma no fue dejada en el Hades, ni su carne vio corrupción.
    La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
    “Porque David dice de él: Veía al Señor siempre delante de mí; porque está a mi diestra... porque no dejarás mi alma en el Hades, ni permitirás que tu Santo vea corrupción” (Salmos 16:8-11 Salmos 16:8-11 [8] A Jehová he puesto siempre delante de mí; Porque está a mi diestra, no seré conmovido. [9] Se alegró por tanto mi corazón, y se gozó mi alma; Mi carne también reposará confiadamente; [10] Porque no dejarás mi alma en el Seol, Ni permitirás que tu santo vea corrupción. [11] Me mostrarás la senda de la vida; En tu presencia hay plenitud de gozo; Delicias a tu diestra para siempre.
    La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
    ). Varones hermanos, se os puede decir libremente que del patriarca David, que murió y fue sepultado... Pero siendo profeta, y sabiendo que con juramento Dios le había jurado que de su descendencia, en cuanto a la carne, levantaría al Cristo para que se sentase en su trono, viéndolo antes, habló de la resurrección de Cristo”.
  2. Hechos de los Apóstoles 2:33-36 Hechos de los Apóstoles 2:33-36 [33] Así que, exaltado por la diestra de Dios, y habiendo recibido del Padre la promesa del Espíritu Santo, ha derramado esto que vosotros veis y oís. [34] Porque David no subió a los cielos; pero él mismo dice: Dijo el Señor a mi Señor: Siéntate a mi diestra, [35] Hasta que ponga a tus enemigos por estrado de tus pies. [36] Sepa, pues, ciertísimamente toda la casa de Israel, que a este Jesús a quien vosotros crucificasteis, Dios le ha hecho Señor y Cristo.
    La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
    “Así que, exaltado por la diestra de Dios, y habiendo recibido del Padre la promesa del Espíritu Santo, ha derramado esto que vosotros veis y oís. Porque David no subió a los cielos; pero él mismo dice: Dijo el Señor a mí Señor; siéntate a mi diestra, hasta que ponga a tus enemigos por estrado de tus pies (Salmos 110:1 Salmos 110:1 Jehová dijo a mi Señor: Siéntate a mi diestra, Hasta que ponga a tus enemigos por estrado de tus pies.
    La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
    ). Sepa, pues, ciertamente toda la casa de Israel, que a este Jesús a quien vosotros crucificasteis, Dios le ha hecho Señor y Cristo”. 

Uno se puede imaginar lo intensivo que estudiaron los apóstoles los Salmos al saber que contenían tantas profecías relacionadas con Cristo. Ahora veremos estos mismos Salmos que analizaron los apóstoles:

EL NACIMIENTO DE CRISTO

1. Salmos 110:4 Salmos 110:4 Juró Jehová, y no se arrepentirá: Tú eres sacerdote para siempre Según el orden de Melquisedec.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Sería del linaje sacerdotal de Melquisedec

“Juró el Eterno, y no se arrepentirá: Tú eres sacerdote para siempre según el orden de Melquisedec” (cumplimiento en Hebreos 7:17 Hebreos 7:17Pues se da testimonio de él: Tú eres sacerdote para siempre, Según el orden de Melquisedec.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

2. Salmos 89:3-4 Salmos 89:3-4 [3] Hice pacto con mi escogido; Juré a David mi siervo, diciendo: [4] Para siempre confirmaré tu descendencia, Y edificaré tu trono por todas las generaciones. Selah
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
; 132:11 - Sería descendiente de David

“Hice pacto con mi escogido; juré a David mi siervo, diciendo: Para siempre confirmaré tu descendencia, y edificaré tu trono por todas las generaciones” (cumplimiento en Lucas 1:69 Lucas 1:69 Y nos levantó un poderoso Salvador En la casa de David su siervo,
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
; Hechos de los Apóstoles 2:30 Hechos de los Apóstoles 2:30Pero siendo profeta, y sabiendo que con juramento Dios le había jurado que de su descendencia, en cuanto a la carne, levantaría al Cristo para que se sentase en su trono,
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

3. Salmos 2:7 Salmos 2:7 Yo publicaré el decreto; Jehová me ha dicho: Mi hijo eres tú; Yo te engendré hoy.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Milagrosamente nacería engendrado por Dios

 “Yo publicaré el decreto; El Eterno me ha dicho: Mi hijo eres tú; yo te engendré hoy” (vea Hechos de los Apóstoles 13:33 Hechos de los Apóstoles 13:33la cual Dios ha cumplido a los hijos de ellos, a nosotros, resucitando a Jesús; como está escrito también en el salmo segundo: Mi hijo eres tú, yo te he engendrado hoy.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

4. Salmos 118:26 Salmos 118:26 Bendito el que viene en el nombre de Jehová; Desde la casa de Jehová os bendecimos.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Su vida sería una bendición para todos

“Bendito el que viene en el nombre del Eterno... El Eterno es Dios, y nos ha dado luz...” (Mateo 21:9 Mateo 21:9Y la gente que iba delante y la que iba detrás aclamaba, diciendo: ¡Hosanna al Hijo de David! ¡Bendito el que viene en el nombre del Señor! ¡Hosanna en las alturas!
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

EL MINISTERIO DE JESUCRISTO

5. Salmos 40:7-8 Salmos 40:7-8 [7] Entonces dije: He aquí, vengo; En el rollo del libro está escrito de mí; [8] El hacer tu voluntad, Dios mío, me ha agradado, Y tu ley está en medio de mi corazón.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Vendría para hacer la voluntad de Dios Padre 

“Entonces dije: He aquí vengo; en el rollo del libro está escrito de mí; el hacer tu voluntad, Dios mío, me ha agradado, y tu ley está en medio de mi corazón” (cumplido en Hebreos 10:5-10 Hebreos 10:5-10 [5] Por lo cual, entrando en el mundo dice: Sacrificio y ofrenda no quisiste; Mas me preparaste cuerpo. [6] Holocaustos y expiaciones por el pecado no te agradaron. [7] Entonces dije: He aquí que vengo, oh Dios, para hacer tu voluntad, Como en el rollo del libro está escrito de mí. [8] Diciendo primero: Sacrificio y ofrenda y holocaustos y expiaciones por el pecado no quisiste, ni te agradaron (las cuales cosas se ofrecen según la ley), [9] y diciendo luego: He aquí que vengo, oh Dios, para hacer tu voluntad; quita lo primero, para establecer esto último. [10] En esa voluntad somos santificados mediante la ofrenda del cuerpo de Jesucristo hecha una vez para siempre.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

6. Salmos 78:2 Salmos 78:2 Abriré mi boca en proverbios; Hablaré cosas escondidas desde tiempos antiguos,
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Enseñaría mediante parábolas

“Abriré mi boca en proverbios; hablaré cosas escondidas desde tiempos antiguos” (Mateo 13:14 Mateo 13:14 De manera que se cumple en ellos la profecía de Isaías, que dijo: De oído oiréis, y no entenderéis; Y viendo veréis, y no percibiréis.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

7. Salmos 69:9 Salmos 69:9 Porque me consumió el celo de tu casa; Y los denuestos de los que te vituperaban cayeron sobre mí.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Purificaría el Templo al echar a los cambistas

“Porque me consumió el celo de tu casa” (Juan 2:17 Juan 2:17Entonces se acordaron sus discípulos que está escrito: El celo de tu casa me consume.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

8. Salmos 118:22 Salmos 118:22 La piedra que desecharon los edificadores Ha venido a ser cabeza del ángulo.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Sería rechazado por el pueblo judío

“La piedra que desecharon los edificadores ha venido a ser cabeza del ángulo” (Mateo 21:42 Mateo 21:42Jesús les dijo: ¿Nunca leísteis en las Escrituras: La piedra que desecharon los edificadores, Ha venido a ser cabeza del ángulo. El Señor ha hecho esto, Y es cosa maravillosa a nuestros ojos?
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

9. Salmos 69:4 Salmos 69:4 Se han aumentado más que los cabellos de mi cabeza los que me aborrecen sin causa; Se han hecho poderosos mis enemigos, los que me destruyen sin tener por qué. ¿Y he de pagar lo que no robé?
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Lo aborrecerán sin causa

“Se han aumentado más que los cabellos de mi cabeza los que me aborrecen sin causa; se han hecho poderosos, los que me destruyen sin tener por qué” (cumplido en Juan 15:25 Juan 15:25 Pero esto es para que se cumpla la palabra que está escrita en su ley: Sin causa me aborrecieron.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
)

EL ARRESTO Y LA CRUCIFIXIÓN DE CRISTO

10. Salmos 118:24-26 Salmos 118:24-26 [24] Este es el día que hizo Jehová; Nos gozaremos y alegraremos en él. [25] Oh Jehová, sálvanos ahora, te ruego; Te ruego, oh Jehová, que nos hagas prosperar ahora. [26] Bendito el que viene en el nombre de Jehová; Desde la casa de Jehová os bendecimos.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Sería honrado al entrar en Jerusalén

“Este es el día que hizo el Eterno; nos gozaremos y alegraremos en él. Oh Eterno, sálvanos ahora, te ruego. Bendito el que viene en el nombre del Señor” (vea Mateo 21:9 Mateo 21:9Y la gente que iba delante y la que iba detrás aclamaba, diciendo: ¡Hosanna al Hijo de David! ¡Bendito el que viene en el nombre del Señor! ¡Hosanna en las alturas!
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

11. Salmos 41:9 Salmos 41:9 Aun el hombre de mi paz, en quien yo confiaba, el que de mi pan comía, Alzó contra mí el calcañar.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Un amigo lo traicionaría

“Aun el hombre de mi paz, en quien yo confiaba, el que de mi pan comía, alzó contra mí el calcañar” (vea cumplimiento en Juan 13:18 Juan 13:18 No hablo de todos vosotros; yo sé a quienes he elegido; mas para que se cumpla la Escritura: El que come pan conmigo, levantó contra mí su calcañar.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

12. Salmos 27:12 Salmos 27:12 No me entregues a la voluntad de mis enemigos; Porque se han levantado contra mí testigos falsos, y los que respiran crueldad.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Usarían testigos falsos en su juicio

“...Porque se han levantado contra mí testigos falsos, y los que respiran crueldad” (Mateo 26:60 Mateo 26:60y no lo hallaron, aunque muchos testigos falsos se presentaban. Pero al fin vinieron dos testigos falsos,
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

13. Salmos 22:18 Salmos 22:18 Repartieron entre sí mis vestidos, Y sobre mi ropa echaron suertes.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Echarán suertes sobre su ropa

“Repartieron entre sí mis vestidos, y sobre mi ropa echaron suertes” (Juan 19:24 Juan 19:24Entonces dijeron entre sí: No la partamos, sino echemos suertes sobre ella, a ver de quién será. Esto fue para que se cumpliese la Escritura, que dice: Repartieron entre sí mis vestidos, Y sobre mi ropa echaron suertes. Y así lo hicieron los soldados.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

14. Salmos 22:16 Salmos 22:16 Porque perros me han rodeado; Me ha cercado cuadrilla de malignos; Horadaron mis manos y mis pies.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Le clavarán las manos y los pies

“Porque perros me han rodeado; me han cercado cuadrilla de malignos; horadaron mis manos y mis pies” (Lucas 23:33 Lucas 23:33Y cuando llegaron al lugar llamado de la Calavera, le crucificaron allí, y a los malhechores, uno a la derecha y otro a la izquierda.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
; Juan 20:25-27 Juan 20:25-27 [25] Le dijeron, pues, los otros discípulos: Al Señor hemos visto. El les dijo: Si no viere en sus manos la señal de los clavos, y metiere mi dedo en el lugar de los clavos, y metiere mi mano en su costado, no creeré. [26] Ocho días después, estaban otra vez sus discípulos dentro, y con ellos Tomás. Llegó Jesús, estando las puertas cerradas, y se puso en medio y les dijo: Paz a vosotros. [27] Luego dijo a Tomás: Pon aquí tu dedo, y mira mis manos; y acerca tu mano, y métela en mi costado; y no seas incrédulo, sino creyente.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
)

15. Salmos 22:6-8 Salmos 22:6-8 [6] Mas yo soy gusano, y no hombre; Oprobio de los hombres, y despreciado del pueblo. [7] Todos los que me ven me escarnecen; Estiran la boca, menean la cabeza, diciendo: [8] Se encomendó a Jehová; líbrele él; Sálvele, puesto que en él se complacía.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Sería calumniado y se burlarían de él

“Mas yo soy gusano, no hombre; oprobio de los hombres, y despreciado del pueblo. Todos los que me ven me escarnecen; estiran la boca, menean la cabeza diciendo: Se encomendó al Eterno; líbrele él; sálvele, puesto que en él se complacía” (Mateo 27:39-43 Mateo 27:39-43 [39] Y los que pasaban le injuriaban, meneando la cabeza, [40] y diciendo: Tú que derribas el templo, y en tres días lo reedificas, sálvate a ti mismo; si eres Hijo de Dios, desciende de la cruz. [41] De esta manera también los principales sacerdotes, escarneciéndole con los escribas y los fariseos y los ancianos, decían: [42] A otros salvó, a sí mismo no se puede salvar; si es el Rey de Israel, descienda ahora de la cruz, y creeremos en él. [43] Confió en Dios; líbrele ahora si le quiere; porque ha dicho: Soy Hijo de Dios.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

16. Salmos 69:21 Salmos 69:21 Me pusieron además hiel por comida, Y en mi sed me dieron a beber vinagre.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Le darían de tomar vinagre

“En mi sed me dieron a beber vinagre” (Mateo 27:34 Mateo 27:34le dieron a beber vinagre mezclado con hiel; pero después de haberlo probado, no quiso beberlo.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
,48)

17. Salmos 34:20 Salmos 34:20 El guarda todos sus huesos; Ni uno de ellos será quebrantado.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- No le romperán los huesos

“El guarda todos sus huesos; ni uno de ellos será quebrantado” (Juan 19:33 Juan 19:33Mas cuando llegaron a Jesús, como le vieron ya muerto, no le quebraron las piernas.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

18. Salmos 22:1 Salmos 22:1 Dios mío, Dios mío, ¿por qué me has desamparado? ¿Por qué estás tan lejos de mi salvación, y de las palabras de mi clamor?
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Clamaría “Dios mío, por qué me has desamparado”

“Dios mío, Dios mío, ¿por qué me has desamparado?” (Mateo 27:46 Mateo 27:46Cerca de la hora novena, Jesús clamó a gran voz, diciendo: Elí, Elí, ¿lama sabactani? Esto es: Dios mío, Dios mío, ¿por qué me has desamparado?
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

RESURRECCIÓN Y ASCENSIÓN AL CIELO

19. Salmos 31:5 Salmos 31:5 En tu mano encomiendo mi espíritu; Tú me has redimido, oh Jehová, Dios de verdad.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Al final encomendaría su espíritu a Dios 

“En tu mano encomiendo mi espíritu” (Lucas 23:46 Lucas 23:46Entonces Jesús, clamando a gran voz, dijo: Padre, en tus manos encomiendo mi espíritu. Y habiendo dicho esto, expiró.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

20. Salmos 16:10 Salmos 16:10 Porque no dejarás mi alma en el Seol, Ni permitirás que tu santo vea corrupción.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Resucitaría de entre los muertos 

“Porque no dejarás mi alma en el Seol, ni permitirás que tu santo vea corrupción” (Mateo 28:6 Mateo 28:6No está aquí, pues ha resucitado, como dijo. Venid, ved el lugar donde fue puesto el Señor.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
; Hechos de los Apóstoles 13:35 Hechos de los Apóstoles 13:35Por eso dice también en otro salmo: No permitirás que tu Santo vea corrupción.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

21. Salmos 68:18 Salmos 68:18 Subiste a lo alto, cautivaste la cautividad, Tomaste dones para los hombres, Y también para los rebeldes, para que habite entre ellos JAH Dios.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Ascendería al cielo 

“Subiste a lo alto, cautivaste la cautividad, tomaste dones para los hombres” (Lucas 24:51 Lucas 24:51Y aconteció que bendiciéndolos, se separó de ellos, y fue llevado arriba al cielo.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
; Efesios 4:8 Efesios 4:8Por lo cual dice: Subiendo a lo alto, llevó cautiva la cautividad, Y dio dones a los hombres.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

22. Salmos 110:1 Salmos 110:1 Jehová dijo a mi Señor: Siéntate a mi diestra, Hasta que ponga a tus enemigos por estrado de tus pies.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Sería glorificado por Dios Padre 

“El Eterno dijo a mi Señor: siéntate a mi diestra hasta que ponga a tus enemigos por estrado de tus pies” (Mateo 22:44 Mateo 22:44 Dijo el Señor a mi Señor: Siéntate a mi derecha, Hasta que ponga a tus enemigos por estrado de tus pies?
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
, Hechos de los Apóstoles 2:34 Hechos de los Apóstoles 2:34Porque David no subió a los cielos; pero él mismo dice: Dijo el Señor a mi Señor: Siéntate a mi diestra,
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

23. Salmos 109:8 Salmos 109:8 Sean sus días pocos; Tome otro su oficio.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Reemplazarían al traidor por otro apóstol 

“Sean sus días pocos, tome otro su oficio” (Hechos de los Apóstoles 1:20 Hechos de los Apóstoles 1:20Porque está escrito en el libro de los Salmos: Sea hecha desierta su habitación, Y no haya quien more en ella; y:
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

SEGUNDA SECCIÓN – SALMOS PARA LA PREPARACIÓN DE LOS SANTOS EN LOS TIEMPOS DEL FIN

1. Salmos 2:1-9 Salmos 2:1-9 [1] ¿Por qué se amotinan las gentes, Y los pueblos piensan cosas vanas? [2] Se levantarán los reyes de la tierra, Y príncipes consultarán unidos Contra Jehová y contra su ungido, diciendo: [3] Rompamos sus ligaduras, Y echemos de nosotros sus cuerdas. [4] El que mora en los cielos se reirá; El Señor se burlará de ellos. [5] Luego hablará a ellos en su furor, Y los turbará con su ira. [6] Pero yo he puesto mi rey Sobre Sion, mi santo monte. [7] Yo publicaré el decreto; Jehová me ha dicho: Mi hijo eres tú; Yo te engendré hoy. [8] Pídeme, y te daré por herencia las naciones, Y como posesión tuya los confines de la tierra. [9] Los quebrantarás con vara de hierro; Como vasija de alfarero los desmenuzarás.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- El rechazo de la humanidad en general cuando Cristo vuelva a la Tierra, el establecimiento de su reino y el castigo de los que guerrean contra él. 

“¿Por qué se amotinan las gentes y los pueblos piensan en cosas vanas? Se levantarán los reyes de la tierra... contra el Eterno y contra su ungido... El Señor se burlará de ellos, luego hablará a ellos en su furor... Pídeme, y te daré por herencia las naciones... Los quebrantará con vara de hierro” (Apocalipsis 19:15-21 Apocalipsis 19:15-21 [15] De su boca sale una espada aguda, para herir con ella a las naciones, y él las regirá con vara de hierro; y él pisa el lagar del vino del furor y de la ira del Dios Todopoderoso. [16] Y en su vestidura y en su muslo tiene escrito este nombre: REY DE REYES Y SEÑOR DE SEÑORES. [17] Y vi a un ángel que estaba en pie en el sol, y clamó a gran voz, diciendo a todas las aves que vuelan en medio del cielo: Venid, y congregaos a la gran cena de Dios, [18] para que comáis carnes de reyes y de capitanes, y carnes de fuertes, carnes de caballos y de sus jinetes, y carnes de todos, libres y esclavos, pequeños y grandes. [19] Y vi a la bestia, a los reyes de la tierra y a sus ejércitos, reunidos para guerrear contra el que montaba el caballo, y contra su ejército. [20] Y la bestia fue apresada, y con ella el falso profeta que había hecho delante de ella las señales con las cuales había engañado a los que recibieron la marca de la bestia, y habían adorado su imagen. Estos dos fueron lanzados vivos dentro de un lago de fuego que arde con azufre. [21] Y los demás fueron muertos con la espada que salía de la boca del que montaba el caballo, y todas las aves se saciaron de las carnes de ellos.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

2. Salmos 9:5-15 Salmos 9:5-15 [5] Reprendiste a las naciones, destruiste al malo, Borraste el nombre de ellos eternamente y para siempre. [6] Los enemigos han perecido; han quedado desolados para siempre; Y las ciudades que derribaste, Su memoria pereció con ellas. [7] Pero Jehová permanecerá para siempre; Ha dispuesto su trono para juicio. [8] El juzgará al mundo con justicia, Y a los pueblos con rectitud. [9] Jehová será refugio del pobre, Refugio para el tiempo de angustia. [10] En ti confiarán los que conocen tu nombre, Por cuanto tú, oh Jehová, no desamparaste a los que te buscaron. [11] Cantad a Jehová, que habita en Sion; Publicad entre los pueblos sus obras. [12] Porque el que demanda la sangre se acordó de ellos; No se olvidó del clamor de los afligidos. [13] Ten misericordia de mí, Jehová; Mira mi aflicción que padezco a causa de los que me aborrecen, Tú que me levantas de las puertas de la muerte, [14] Para que cuente yo todas tus alabanzas En las puertas de la hija de Sion, Y me goce en tu salvación. [15] Se hundieron las naciones en el hoyo que hicieron; En la red que escondieron fue tomado su pie.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Cristo reprenderá a las naciones y protegerá a los suyos antes del establecimiento de su reino 

“Reprendiste a las naciones, destruiste al malo... El juzgará al mundo con justicia... Ten misericordia de mí, Eterno; mira mi aflicción que padezco a causa de los que me aborrecen... Se hundieron las naciones en el hoyo que hicieron” (Apocalipsis 2:26-27 Apocalipsis 2:26-27 [26] Al que venciere y guardare mis obras hasta el fin, yo le daré autoridad sobre las naciones, [27] y las regirá con vara de hierro, y serán quebradas como vaso de alfarero; como yo también la he recibido de mi Padre;
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

3. Salmos 10:3-18 Salmos 10:3-18 [3] Porque el malo se jacta del deseo de su alma, Bendice al codicioso, y desprecia a Jehová. [4] El malo, por la altivez de su rostro, no busca a Dios; No hay Dios en ninguno de sus pensamientos. [5] Sus caminos son torcidos en todo tiempo; Tus juicios los tiene muy lejos de su vista; A todos sus adversarios desprecia. [6] Dice en su corazón: No seré movido jamás; Nunca me alcanzará el infortunio. [7] Llena está su boca de maldición, y de engaños y fraude; Debajo de su lengua hay vejación y maldad. [8] Se sienta en acecho cerca de las aldeas; En escondrijos mata al inocente. Sus ojos están acechando al desvalido; [9] Acecha en oculto, como el león desde su cueva; Acecha para arrebatar al pobre; Arrebata al pobre trayéndolo a su red. [10] Se encoge, se agacha, Y caen en sus fuertes garras muchos desdichados. [11] Dice en su corazón: Dios ha olvidado; Ha encubierto su rostro; nunca lo verá. [12] Levántate, oh Jehová Dios, alza tu mano; No te olvides de los pobres. [13] ¿Por qué desprecia el malo a Dios? En su corazón ha dicho: Tú no lo inquirirás. [14] Tú lo has visto; porque miras el trabajo y la vejación, para dar la recompensa con tu mano; A ti se acoge el desvalido; Tú eres el amparo del huérfano. [15] Quebranta tú el brazo del inicuo, Y persigue la maldad del malo hasta que no halles ninguna. [16] Jehová es Rey eternamente y para siempre; De su tierra han perecido las naciones. [17] El deseo de los humildes oíste, oh Jehová; Tú dispones su corazón, y haces atento tu oído, [18] Para juzgar al huérfano y al oprimido, A fin de que no vuelva más a hacer violencia el hombre de la tierra.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Castigará al hombre inicuo en los Tiempos del Fin

“Sus caminos son torcidos en todo tiempo... Dice en su corazón: No seré movido jamás; nunca me alcanzará el infortunio... Tú lo has visto; porque miras el trabajo y la vejación, para dar la recompensa con tu mano... Quebrantaste tú el brazo del inicuo... El Eterno es Rey eternamente y para siempre; de su tierra han perecido las naciones” (2da Tesalonicences 2:8-10 2da Tesalonicences 2:8-10 [8] Y entonces se manifestará aquel inicuo, a quien el Señor matará con el espíritu de su boca, y destruirá con el resplandor de su venida; [9] inicuo cuyo advenimiento es por obra de Satanás, con gran poder y señales y prodigios mentirosos, [10] y con todo engaño de iniquidad para los que se pierden, por cuanto no recibieron el amor de la verdad para ser salvos.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
; Apocalipsis 19:20 Apocalipsis 19:20Y la bestia fue apresada, y con ella el falso profeta que había hecho delante de ella las señales con las cuales había engañado a los que recibieron la marca de la bestia, y habían adorado su imagen. Estos dos fueron lanzados vivos dentro de un lago de fuego que arde con azufre.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

4. Salmos 11:1-7 Salmos 11:1-7 [1] En Jehová he confiado; ¿Cómo decís a mi alma, Que escape al monte cual ave? [2] Porque he aquí, los malos tienden el arco, Disponen sus saetas sobre la cuerda, Para asaetear en oculto a los rectos de corazón. [3] Si fueren destruidos los fundamentos, ¿Qué ha de hacer el justo? [4] Jehová está en su santo templo; Jehová tiene en el cielo su trono; Sus ojos ven, sus párpados examinan a los hijos de los hombres. [5] Jehová prueba al justo; Pero al malo y al que ama la violencia, su alma los aborrece. [6] Sobre los malos hará llover calamidades; Fuego, azufre y viento abrasador será la porción del cáliz de ellos. [7] Porque Jehová es justo, y ama la justicia; El hombre recto mirará su rostro.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Protección para su pueblo en la huida de los Tiempos del Fin

“En el Eterno he confiado; ¿Cómo decís a mi alma que escape cual ave? Porque he aquí, los malos tienden el arco... El Eterno está en su santo templo... Sobre los malos hará llover calamidades; fuego, azufre y viento abrasador será la porción del cáliz de ellos” (Apocalipsis 12:14-17 Apocalipsis 12:14-17 [14] Y se le dieron a la mujer las dos alas de la gran águila, para que volase de delante de la serpiente al desierto, a su lugar, donde es sustentada por un tiempo, y tiempos, y la mitad de un tiempo. [15] Y la serpiente arrojó de su boca, tras la mujer, agua como un río, para que fuese arrastrada por el río. [16] Pero la tierra ayudó a la mujer, pues la tierra abrió su boca y tragó el río que el dragón había echado de su boca. [17] Entonces el dragón se llenó de ira contra la mujer; y se fue a hacer guerra contra el resto de la descendencia de ella, los que guardan los mandamientos de Dios y tienen el testimonio de Jesucristo.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
; Apocalipsis 15:1-7 Apocalipsis 15:1-7 [1] Vi en el cielo otra señal, grande y admirable: siete ángeles que tenían las siete plagas postreras; porque en ellas se consumaba la ira de Dios. [2] Vi también como un mar de vidrio mezclado con fuego; y a los que habían alcanzado la victoria sobre la bestia y su imagen, y su marca y el número de su nombre, en pie sobre el mar de vidrio, con las arpas de Dios. [3] Y cantan el cántico de Moisés siervo de Dios, y el cántico del Cordero, diciendo: Grandes y maravillosas son tus obras, Señor Dios Todopoderoso; justos y verdaderos son tus caminos, Rey de los santos. [4] ¿Quién no te temerá, oh Señor, y glorificará tu nombre? pues sólo tú eres santo; por lo cual todas las naciones vendrán y te adorarán, porque tus juicios se han manifestado. [5] Después de estas cosas miré, y he aquí fue abierto en el cielo el templo del tabernáculo del testimonio; [6] y del templo salieron los siete ángeles que tenían las siete plagas, vestidos de lino limpio y resplandeciente, y ceñidos alrededor del pecho con cintos de oro. [7] Y uno de los cuatro seres vivientes dio a los siete ángeles siete copas de oro, llenas de la ira de Dios, que vive por los siglos de los siglos.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

5. Salmos 12:3-5 Salmos 12:3-5 [3] Jehová destruirá todos los labios lisonjeros, Y la lengua que habla jactanciosamente; [4] A los que han dicho: Por nuestra lengua prevaleceremos; Nuestros labios son nuestros; ¿quién es señor de nosotros? [5] Por la opresión de los pobres, por el gemido de los menesterosos, Ahora me levantaré, dice Jehová; Pondré en salvo al que por ello suspira.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Intervención de Dios por los perseguidos y el castigo a los malvados

“El Eterno destruirá todos los labios lisonjeros... por la opresión de los pobres, por el gemido de los menesterosos, ahora me levantaré, dice el Eterno; pondré a salvo al que por ello suspira” (Apocalipsis 11:18 Apocalipsis 11:18Y se airaron las naciones, y tu ira ha venido, y el tiempo de juzgar a los muertos, y de dar el galardón a tus siervos los profetas, a los santos, y a los que temen tu nombre, a los pequeños y a los grandes, y de destruir a los que destruyen la tierra.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

6. Salmos 14 - Apostasía general de la humanidad y la intervención de Dios

“Dice el necio en su corazón: No hay Dios. Se han corrompido, hacen obras abominables; no hay quien haga el bien... Ellos temblaron de espanto; porque Dios está con la generación de los justos... ¡Oh, que de Sion saliera la salvación de Israel! Cuando el Eterno hiciere volver a los cautivos de su pueblo, se gozará Jacob, y se alegrará Israel” (Apocalipsis 6:15-17 Apocalipsis 6:15-17 [15] Y los reyes de la tierra, y los grandes, los ricos, los capitanes, los poderosos, y todo siervo y todo libre, se escondieron en las cuevas y entre las peñas de los montes; [16] y decían a los montes y a las peñas: Caed sobre nosotros, y escondednos del rostro de aquel que está sentado sobre el trono, y de la ira del Cordero; [17] porque el gran día de su ira ha llegado; ¿y quién podrá sostenerse en pie?
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

7. Salmos 15 - Descripción de las cualidades de los santos que entrarán en el Reino de Dios

“Eterno, ¿quién habitará en tu tabernáculo?... El que anda en integridad y hace justicia, y habla verdad en su corazón... el que hace estas cosas, no resbalará jamás” (Apocalipsis 19:6-9 Apocalipsis 19:6-9 [6] Y oí como la voz de una gran multitud, como el estruendo de muchas aguas, y como la voz de grandes truenos, que decía: ¡Aleluya, porque el Señor nuestro Dios Todopoderoso reina! [7] Gocémonos y alegrémonos y démosle gloria; porque han llegado las bodas del Cordero, y su esposa se ha preparado. [8] Y a ella se le ha concedido que se vista de lino fino, limpio y resplandeciente; porque el lino fino es las acciones justas de los santos. [9] Y el ángel me dijo: Escribe: Bienaventurados los que son llamados a la cena de las bodas del Cordero. Y me dijo: Estas son palabras verdaderas de Dios.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

8. Salmos 21 - La grandeza de Cristo en su venida y el castigo de las naciones rebeldes

“Alcanzará tu mano a todos tus enemigos; tu diestra alcanzará a los que te aborrecen. Los pondrás como horno de fuego en el tiempo de tu ira; el Eterno los deshará en su ira, y fuego los consumirá... Porque intentaron el mal contra ti... Engrandécete, oh Eterno, en tu poder; cantaremos y alabaremos tu poderío” (Apocalipsis 18:7-8 Apocalipsis 18:7-8 [7] Cuanto ella se ha glorificado y ha vivido en deleites, tanto dadle de tormento y llanto; porque dice en su corazón: Yo estoy sentada como reina, y no soy viuda, y no veré llanto; [8] por lo cual en un solo día vendrán sus plagas; muerte, llanto y hambre, y será quemada con fuego; porque poderoso es Dios el Señor, que la juzga.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

9. Salmos 24:1-10 Salmos 24:1-10 [1] De Jehová es la tierra y su plenitud; El mundo, y los que en él habitan. [2] Porque él la fundó sobre los mares, Y la afirmó sobre los ríos. [3] ¿Quién subirá al monte de Jehová? ¿Y quién estará en su lugar santo? [4] El limpio de manos y puro de corazón; El que no ha elevado su alma a cosas vanas, Ni jurado con engaño. [5] El recibirá bendición de Jehová, Y justicia del Dios de salvación. [6] Tal es la generación de los que le buscan, De los que buscan tu rostro, oh Dios de Jacob. Selah [7] Alzad, oh puertas, vuestras cabezas, Y alzaos vosotras, puertas eternas, Y entrará el Rey de gloria. [8] ¿Quién es este Rey de gloria? Jehová el fuerte y valiente, Jehová el poderoso en batalla. [9] Alzad, oh puertas, vuestras cabezas, Y alzaos vosotras, puertas eternas, Y entrará el Rey de gloria. [10] ¿Quién es este Rey de gloria? Jehová de los ejércitos, El es el Rey de la gloria. Selah
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- El establecimiento del Reino de Dios comenzando desde Jerusalén 

“Del Eterno es la tierra y su plenitud... Alzad, oh puertas, vuestras cabezas, y alzaos vosotras, puertas eternas, y entrará el Rey de gloria. 

¿Quién es este Rey de gloria? El Eterno de los ejércitos, él es el Rey de la gloria” (Zacarías 14:9-10 Zacarías 14:9-10 [9] Y Jehová será rey sobre toda la tierra. En aquel día Jehová será uno, y uno su nombre. [10] Toda la tierra se volverá como llanura desde Geba hasta Rimón al sur de Jerusalén; y ésta será enaltecida, y habitada en su lugar desde la puerta de Benjamín hasta el lugar de la puerta primera, hasta la puerta del Angulo, y desde la torre de Hananeel hasta los lagares del rey.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

10. Salmos 29:10-11 Salmos 29:10-11 [10] Jehová preside en el diluvio, Y se sienta Jehová como rey para siempre. [11] Jehová dará poder a su pueblo; Jehová bendecirá a su pueblo con paz.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Cristo le entregará poder a los santos

“el Eterno preside en el diluvio, y se sienta el Eterno como rey para siempre. El Eterno dará poder a su pueblo; el Eterno bendecirá a su pueblo con paz” (Apocalipsis 5:10 Apocalipsis 5:10y nos has hecho para nuestro Dios reyes y sacerdotes, y reinaremos sobre la tierra.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
; Apocalipsis 20:4-6 Apocalipsis 20:4-6 [4] Y vi tronos, y se sentaron sobre ellos los que recibieron facultad de juzgar; y vi las almas de los decapitados por causa del testimonio de Jesús y por la palabra de Dios, los que no habían adorado a la bestia ni a su imagen, y que no recibieron la marca en sus frentes ni en sus manos; y vivieron y reinaron con Cristo mil años. [5] Pero los otros muertos no volvieron a vivir hasta que se cumplieron mil años. Esta es la primera resurrección. [6] Bienaventurado y santo el que tiene parte en la primera resurrección; la segunda muerte no tiene potestad sobre éstos, sino que serán sacerdotes de Dios y de Cristo, y reinarán con él mil años.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

11. Salmos 35:1 Salmos 35:1 Disputa, oh Jehová, con los que contra mí contienden; Pelea contra los que me combaten.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Clamor de los santos por la intervención de Dios contra los malvados

“Disputa, oh Eterno, con los que contra mí contienden: pelea contra los que me combaten”.

Comentario de Merril Unger en su Manual Bíblico: “El Salmo 35 como el 52, 58, 69, 109 y 137 se llaman imprecatorios, porque piden castigar al malo. Deben ser entendidos como las oraciones de los santos en los días de la gran apostasía y de violencia. Por medio del Espíritu Santo, oran por la venganza de Dios sobre los impíos. Esta copa de ira de parte de Dios será derramada en los Tiempos de Fin. No hay un conflicto entre estos Salmos y la enseñanza de Cristo sobre el amor y el perdón, pues hay que entender los que significa la Santidad de Dios cuando su gracia ha sido rechazada” (p. 278). Al respecto, podemos leer Apocalipsis 6:9-11 Apocalipsis 6:9-11 [9] Cuando abrió el quinto sello, vi bajo el altar las almas de los que habían sido muertos por causa de la palabra de Dios y por el testimonio que tenían. [10] Y clamaban a gran voz, diciendo: ¿Hasta cuándo, Señor, santo y verdadero, no juzgas y vengas nuestra sangre en los que moran en la tierra? [11] Y se les dieron vestiduras blancas, y se les dijo que descansasen todavía un poco de tiempo, hasta que se completara el número de sus consiervos y sus hermanos, que también habían de ser muertos como ellos.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
, y Apocalipsis 6:17 Apocalipsis 6:17porque el gran día de su ira ha llegado; ¿y quién podrá sostenerse en pie?
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
“Cuando abrió el quinto sello, vi bajo el altar las almas de los que habían sido muertos por causa de la palabra de Dios y por el testimonio que tenían. Y clamaban a gran voz, diciendo: ¿Hasta cuándo, Señor, santo y verdadero, no juzgas y vengas nuestra sangre en los que moran en la tierra? Y se les dieron vestiduras blancas, y se les dijo que descansen todavía un poco de tiempo, hasta que se completara el número de sus consiervos y sus hermanos, que también habían de ser muertos como ellos... porque el gran día de su ira ha llegado; ¿y quién podrá sostenerse en pie?”.

12. Salmos 44:4-8 Salmos 44:4-8 [4] Tú, oh Dios, eres mi rey; Manda salvación a Jacob. [5] Por medio de ti sacudiremos a nuestros enemigos; En tu nombre hollaremos a nuestros adversarios. [6] Porque no confiaré en mi arco, Ni mi espada me salvará; [7] Pues tú nos has guardado de nuestros enemigos, Y has avergonzado a los que nos aborrecían. [8] En Dios nos gloriaremos todo el tiempo, Y para siempre alabaremos tu nombre. Selah
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Los santos le piden a Dios ayuda durante el período de “la angustia de Jacob” (Jeremías 30:7 Jeremías 30:7 ¡Ah, cuán grande es aquel día! tanto, que no hay otro semejante a él; tiempo de angustia para Jacob; pero de ella será librado.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
)

“Tu, oh Dios, eres mi rey; manda salvación a Jacob. Por medio de ti sacudiremos a nuestros enemigos; en tu nombre hollaremos a nuestros adversarios. Porque no confiaré en mi arco, ni mi espada me salvará; pues tú nos has guardado de nuestros adversarios. Porque no confiaré en mi arco, ni mi espada me salvará; pues tú nos has guardado de nuestros enemigos...” (Apocalipsis 19:14-16 Apocalipsis 19:14-16 [14] Y los ejércitos celestiales, vestidos de lino finísimo, blanco y limpio, le seguían en caballos blancos. [15] De su boca sale una espada aguda, para herir con ella a las naciones, y él las regirá con vara de hierro; y él pisa el lagar del vino del furor y de la ira del Dios Todopoderoso. [16] Y en su vestidura y en su muslo tiene escrito este nombre: REY DE REYES Y SEÑOR DE SEÑORES.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

13. Salmos 45:2-7 Salmos 45:2-7 [2] Eres el más hermoso de los hijos de los hombres; La gracia se derramó en tus labios; Por tanto, Dios te ha bendecido para siempre. [3] Ciñe tu espada sobre el muslo, oh valiente, Con tu gloria y con tu majestad. [4] En tu gloria sé prosperado; Cabalga sobre palabra de verdad, de humildad y de justicia, Y tu diestra te enseñará cosas terribles. [5] Tus saetas agudas, Con que caerán pueblos debajo de ti, Penetrarán en el corazón de los enemigos del rey. [6] Tu trono, oh Dios, es eterno y para siempre; Cetro de justicia es el cetro de tu reino. [7] Has amado la justicia y aborrecido la maldad; Por tanto, te ungió Dios, el Dios tuyo, Con óleo de alegría más que a tus compañeros.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Alabanza a Cristo cuando retorne a la Tierra 

“Eres el más hermoso de los hijos de los hombres; la gracia se derramó de tus labios... en tu gloria sé prosperado; cabalga sobre palabra de verdad, de humildad y de justicia, y tu diestra te enseñará cosas terribles. Tus saetas agudas, con que caerán pueblo delante de ti... Tu trono, oh Dios, es eterno y para siempre; cetro de justicia es el cetro de tu reino... En lugar de tus padres serán tus hijos, a quienes harás príncipes en toda la tierra... por lo cual te alabarán los pueblos y para siempre” (Apocalipsis 19:11-16 Apocalipsis 19:11-16 [11] Entonces vi el cielo abierto; y he aquí un caballo blanco, y el que lo montaba se llamaba Fiel y Verdadero, y con justicia juzga y pelea. [12] Sus ojos eran como llama de fuego, y había en su cabeza muchas diademas; y tenía un nombre escrito que ninguno conocía sino él mismo. [13] Estaba vestido de una ropa teñida en sangre; y su nombre es: EL VERBO DE DIOS. [14] Y los ejércitos celestiales, vestidos de lino finísimo, blanco y limpio, le seguían en caballos blancos. [15] De su boca sale una espada aguda, para herir con ella a las naciones, y él las regirá con vara de hierro; y él pisa el lagar del vino del furor y de la ira del Dios Todopoderoso. [16] Y en su vestidura y en su muslo tiene escrito este nombre: REY DE REYES Y SEÑOR DE SEÑORES.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

14. Salmos 46:2-11 Salmos 46:2-11 [2] Por tanto, no temeremos, aunque la tierra sea removida, Y se traspasen los montes al corazón del mar; [3] Aunque bramen y se turben sus aguas, Y tiemblen los montes a causa de su braveza. Selah [4] Del río sus corrientes alegran la ciudad de Dios, El santuario de las moradas del Altísimo. [5] Dios está en medio de ella; no será conmovida. Dios la ayudará al clarear la mañana. [6] Bramaron las naciones, titubearon los reinos; Dio él su voz, se derritió la tierra. [7] Jehová de los ejércitos está con nosotros; Nuestro refugio es el Dios de Jacob. Selah [8] Venid, ved las obras de Jehová, Que ha puesto asolamientos en la tierra. [9] Que hace cesar las guerras hasta los fines de la tierra. Que quiebra el arco, corta la lanza, Y quema los carros en el fuego. [10] Estad quietos, y conoced que yo soy Dios; Seré exaltado entre las naciones; enaltecido seré en la tierra. [11] Jehová de los ejércitos está con nosotros; Nuestro refugio es el Dios de Jacob. Selah
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Cristo vencerá a las naciones que vienen en su contra y protegerá a su pueblo

“Dios es nuestro amparo... nuestro pronto auxilio en las tribulaciones. Por tanto no temeremos, aunque la tierra sea removida, y se traspasen los montes al corazón del mar... Bramaron las naciones, titubearon los reinos; dio él su voz, se derritió la tierra. El Eterno de los ejércitos está con nosotros... Venid, ved las obras del Eterno, que ha puesto asolamientos en la tierra. Que hace cesar las guerras hasta los fines de la tierra... Estad quietos, y conoced que yo soy Dios; seré exaltado entre las naciones; enaltecido seré en la tierra” (Apocalipsis 3:10 Apocalipsis 3:10 Por cuanto has guardado la palabra de mi paciencia, yo también te guardaré de la hora de la prueba que ha de venir sobre el mundo entero, para probar a los que moran sobre la tierra.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
; Apocalipsis 6:12-17 Apocalipsis 6:12-17 [12] Miré cuando abrió el sexto sello, y he aquí hubo un gran terremoto; y el sol se puso negro como tela de cilicio, y la luna se volvió toda como sangre; [13] y las estrellas del cielo cayeron sobre la tierra, como la higuera deja caer sus higos cuando es sacudida por un fuerte viento. [14] Y el cielo se desvaneció como un pergamino que se enrolla; y todo monte y toda isla se removió de su lugar. [15] Y los reyes de la tierra, y los grandes, los ricos, los capitanes, los poderosos, y todo siervo y todo libre, se escondieron en las cuevas y entre las peñas de los montes; [16] y decían a los montes y a las peñas: Caed sobre nosotros, y escondednos del rostro de aquel que está sentado sobre el trono, y de la ira del Cordero; [17] porque el gran día de su ira ha llegado; ¿y quién podrá sostenerse en pie?
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

15. Salmos 47:1-4 Salmos 47:1-4 [1] Pueblos todos, batid las manos; Aclamad a Dios con voz de júbilo. [2] Porque Jehová el Altísimo es temible; Rey grande sobre toda la tierra. [3] El someterá a los pueblos debajo de nosotros, Y a las naciones debajo de nuestros pies. [4] El nos elegirá nuestras heredades; La hermosura de Jacob, al cual amó. Selah
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Cristo será rey sobre toda la tierra y le entregará el poder a los santos para gobernar

“Pueblos todos, batid las manos; aclamad a Dios con voz de júbilo. Porque el Eterno el Altísimo es temible; Rey grande sobre toda la tierra. El someterá a los pueblos debajo de nosotros, y a las naciones debajo de nuestros pies” (Apocalipsis 2:26-27 Apocalipsis 2:26-27 [26] Al que venciere y guardare mis obras hasta el fin, yo le daré autoridad sobre las naciones, [27] y las regirá con vara de hierro, y serán quebradas como vaso de alfarero; como yo también la he recibido de mi Padre;
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

16. Salmos 48:1-4 Salmos 48:1-4 [1] Grande es Jehová, y digno de ser en gran manera alabado En la ciudad de nuestro Dios, en su monte santo. [2] Hermosa provincia, el gozo de toda la tierra, Es el monte de Sion, a los lados del norte, La ciudad del gran Rey. [3] En sus palacios Dios es conocido por refugio. [4] Porque he aquí los reyes de la tierra se reunieron; Pasaron todos.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
,8 - Jerusalén será la ciudad capital del mundo

“...en la ciudad de nuestro Dios, en su monte santo. Hermosa provincia, el gozo de toda la tierra... La ciudad del gran rey... la afirmará Dios para siempre” (Zacarías 14:8-9 Zacarías 14:8-9 [8] Acontecerá también en aquel día, que saldrán de Jerusalén aguas vivas, la mitad de ellas hacia el mar oriental, y la otra mitad hacia el mar occidental, en verano y en invierno. [9] Y Jehová será rey sobre toda la tierra. En aquel día Jehová será uno, y uno su nombre.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
; Apocalipsis 14:1 Apocalipsis 14:1Después miré, y he aquí el Cordero estaba en pie sobre el monte de Sion, y con él ciento cuarenta y cuatro mil, que tenían el nombre de él y el de su Padre escrito en la frente.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

17. Salmos 65:1-13 Salmos 65:1-13 [1] Tuya es la alabanza en Sion, oh Dios, Y a ti se pagarán los votos. [2] Tú oyes la oración; A ti vendrá toda carne. [3] Las iniquidades prevalecen contra mí; Mas nuestras rebeliones tú las perdonarás. [4] Bienaventurado el que tú escogieres y atrajeres a ti, Para que habite en tus atrios; Seremos saciados del bien de tu casa, De tu santo templo. [5] Con tremendas cosas nos responderás tú en justicia, Oh Dios de nuestra salvación, Esperanza de todos los términos de la tierra, Y de los más remotos confines del mar. [6] Tú, el que afirma los montes con su poder, Ceñido de valentía; [7] El que sosiega el estruendo de los mares, el estruendo de sus ondas, Y el alboroto de las naciones. [8] Por tanto, los habitantes de los fines de la tierra temen de tus maravillas. Tú haces alegrar las salidas de la mañana y de la tarde. [9] Visitas la tierra, y la riegas; En gran manera la enriqueces; Con el río de Dios, lleno de aguas, Preparas el grano de ellos, cuando así la dispones. [10] Haces que se empapen sus surcos, Haces descender sus canales; La ablandas con lluvias, Bendices sus renuevos. [11] Tú coronas el año con tus bienes, Y tus nubes destilan grosura. [12] Destilan sobre los pastizales del desierto, Y los collados se ciñen de alegría. [13] Se visten de manadas los llanos, Y los valles se cubren de grano; Dan voces de júbilo, y aun cantan.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Descripción del Milenio con Dios cuidando a todos 

“Visitas la tierra, y la riegas; en gran manera la enriqueces; con el río de Dios, lleno de aguas” (Zacarías 14:8 Zacarías 14:8Acontecerá también en aquel día, que saldrán de Jerusalén aguas vivas, la mitad de ellas hacia el mar oriental, y la otra mitad hacia el mar occidental, en verano y en invierno.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

18. Salmos 75:8 Salmos 75:8 Porque el cáliz está en la mano de Jehová, y el vino está fermentado, Lleno de mistura; y él derrama del mismo; Hasta el fondo lo apurarán, y lo beberán todos los impíos de la tierra.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Dios castiga a la tierra por su impiedad 

“Porque el cáliz está en la mano del Eterno, y el vino está fermentado... él derramará el mismo” (Apocalipsis 15:7 Apocalipsis 15:7Y uno de los cuatro seres vivientes dio a los siete ángeles siete copas de oro, llenas de la ira de Dios, que vive por los siglos de los siglos.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

19. Salmos 76:7-9 Salmos 76:7-9 [7] Tú, temible eres tú; ¿Y quién podrá estar en pie delante de ti cuando se encienda tu ira? [8] Desde los cielos hiciste oír juicio; La tierra tuvo temor y quedó suspensa [9] Cuando te levantaste, oh Dios, para juzgar, Para salvar a todos los mansos de la tierra. Selah
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Salvará a los mansos en el tiempo de la ira

“Tu, temible eres tú; ¿Y quién podrá estar en pie delante de ti cuando se encienda tu ira? Desde los cielos hiciste oír juicio; la tierra tuvo temor y quedó suspensa cuando te levantaste para juzgar” (Apocalipsis 6:17 Apocalipsis 6:17porque el gran día de su ira ha llegado; ¿y quién podrá sostenerse en pie?
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

20. Salmos 83:3-8 Salmos 83:3-8 [3] Contra tu pueblo han consultado astuta y secretamente, Y han entrado en consejo contra tus protegidos. [4] Han dicho: Venid, y destruyámoslos para que no sean nación, Y no haya más memoria del nombre de Israel. [5] Porque se confabulan de corazón a una, Contra ti han hecho alianza [6] Las tiendas de los edomitas y de los ismaelitas, Moab y los agarenos; [7] Gebal, Amón y Amalec, Los filisteos y los habitantes de Tiro. [8] También el asirio se ha juntado con ellos; Sirven de brazo a los hijos de Lot. Selah
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Conspiración contra el pueblo de Dios en los Tiempos del fin cuando Israel es rodeada

“Contra tu pueblo han consultado astuta y secretamente, y han entrado en consejo contra tus protegidos. Han dicho: Venid, y destruyámoslos para que no sean nación... Sean deshonrados, y perezcan. Y conozcan que tu nombre es el Eterno” (Lc 21:20).

21. Salmos 85:1-3 Salmos 85:1-3 [1] Fuiste propicio a tu tierra, oh Jehová; Volviste la cautividad de Jacob. [2] Perdonaste la iniquidad de tu pueblo; Todos los pecados de ellos cubriste. Selah [3] Reprimiste todo tu enojo; Te apartaste del ardor de tu ira.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Dios perdona a Israel al arrepentirse en su Reino

“Fuiste propicio a tu tierra, oh Eterno; volviste la cautividad de Jacob. Perdonaste la iniquidad de tu pueblo; todos los pecados de ellos cubriste” (Zacarías 12:10-13 Zacarías 12:10-13 [10] Y derramaré sobre la casa de David, y sobre los moradores de Jerusalén, espíritu de gracia y de oración; y mirarán a mí, a quien traspasaron, y llorarán como se llora por hijo unigénito, afligiéndose por él como quien se aflige por el primogénito. [11] En aquel día habrá gran llanto en Jerusalén, como el llanto de Hadadrimón en el valle de Meguido. [12] Y la tierra lamentará, cada linaje aparte; los descendientes de la casa de David por sí, y sus mujeres por sí; los descendientes de la casa de Natán por sí, y sus mujeres por sí; [13] los descendientes de la casa de Leví por sí, y sus mujeres por sí; los descendientes de Simei por sí, y sus mujeres por sí;
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
:2, Romanos 11:25-27 Romanos 11:25-27 [25] Porque no quiero, hermanos, que ignoréis este misterio, para que no seáis arrogantes en cuanto a vosotros mismos: que ha acontecido a Israel endurecimiento en parte, hasta que haya entrado la plenitud de los gentiles; [26] y luego todo Israel será salvo, como está escrito: Vendrá de Sion el Libertador, Que apartará de Jacob la impiedad. [27] Y este será mi pacto con ellos, Cuando yo quite sus pecados.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

22. Salmos 93:1 Salmos 93:1 Jehová reina; se vistió de magnificencia; Jehová se vistió, se ciñó de poder. Afirmó también el mundo, y no se moverá.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Cristo reina sobre la tierra

“El Eterno reina; se vistió de magnificencia... afirmó también el mundo y no se moverá. Firme es tu trono desde entonces; tú eres eternamente” (Apocalipsis 19:12-16 Apocalipsis 19:12-16 [12] Sus ojos eran como llama de fuego, y había en su cabeza muchas diademas; y tenía un nombre escrito que ninguno conocía sino él mismo. [13] Estaba vestido de una ropa teñida en sangre; y su nombre es: EL VERBO DE DIOS. [14] Y los ejércitos celestiales, vestidos de lino finísimo, blanco y limpio, le seguían en caballos blancos. [15] De su boca sale una espada aguda, para herir con ella a las naciones, y él las regirá con vara de hierro; y él pisa el lagar del vino del furor y de la ira del Dios Todopoderoso. [16] Y en su vestidura y en su muslo tiene escrito este nombre: REY DE REYES Y SEÑOR DE SEÑORES.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

23. Salmos 96:10 Salmos 96:10 Decid entre las naciones: Jehová reina. También afirmó el mundo, no será conmovido; Juzgará a los pueblos en justicia.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
,13 - Cristo viene a juzgar a las naciones

“Decid entre las naciones: El Eterno reina… Delante del Eterno que vino; porque vino a juzgar la tierra. Juzgará con justicia, y a los pueblos con su verdad” (Apocalipsis 19:11 Apocalipsis 19:11Entonces vi el cielo abierto; y he aquí un caballo blanco, y el que lo montaba se llamaba Fiel y Verdadero, y con justicia juzga y pelea.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

24. Salmos 97:1-3 Salmos 97:1-3 [1] Jehová reina; regocíjese la tierra, Alégrense las muchas costas. [2] Nubes y oscuridad alrededor de él; Justicia y juicio son el cimiento de su trono. [3] Fuego irá delante de él, Y abrasará a sus enemigos alrededor.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
- Cristo reina y castiga a las naciones rebeldes

“El Eterno reina; regocíjese la tierra. Alégrense las muchas costas... fuego irá delante de él” (Apocalipsis 19:21 Apocalipsis 19:21Y los demás fueron muertos con la espada que salía de la boca del que montaba el caballo, y todas las aves se saciaron de las carnes de ellos.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). Por falta de espacio, se pueden leer sobre los mismos temas del Reino venidero de Dios los Salmos 98, 99, 104, 107, 110, 112, 117, 118, 119 (la ley en el corazón), 132, 137, 138, y 145.