Derrotando la duda por medio de la fe

Usted está aquí

Derrotando la duda por medio de la fe

Ingresar o crear una cuenta

Con una cuenta del sitio podrá guardar elementos para su posterior estudio

Ingresar | Registrarse

×

Cuando se trata de religión, es fácil sentirse abrumado en el mundo acelerado de hoy. El ingenio humano ha permitido grandes avances tecnológicos en las últimas décadas. El conocimiento de la historia y la idea de religión están a sólo unos clics de distancia en cualquier motor de búsqueda en Internet.

Un sinfín de opiniones y nuevos descubrimientos en la ciencia conducen a muchos a creer en nuestro Creador, en su Hijo Jesucristo, y la necesidad básica humana requiere de algún tipo de poder superior que influya en nuestras vidas. Los cristianos son más susceptibles a dudar en su Salvador como nunca antes. Después de todo, ¿cómo podemos probar físicamente que él realmente murió y luego resucitó de entre los muertos?

Los muertos, ¿caminan?

Dudar en el cristianismo no es nada nuevo. Es algo que todos enfrentamos a veces. Un discípulo de Jesús llamado Tomás, un hombre que estuvo con él por casi tres años, puso en duda que Cristo había resucitado después del tercer día en la tumba. ¡Necesitaba pruebas antes de creer una historia como esa!

Se desafió la lógica humana y el entendimiento de que un hombre que había muerto pudo levantarse y caminar. Sorprendentemente, no mucho antes que Jesús muriera, resucitó a un hombre llamado Lázaro quién había fallecido hace tres días. Si Tomás, pudo dudar del poder de Dios que resucitó a su Hijo después de ver las obras de Jesús por años, ¿cuán fácil para los cristianos podría ser titubear en un Salvador resucitado con toda la influencia de Satanás? Desafortunadamente, puede ser muy fácil dudar si los cristianos no construyen una fuerte defensa de fe.

Pablo, un apóstol de Jescuristo, escribió “Es, pues, la fe la certeza de lo que se espera, la convicción de lo que no se ve” (Hebreos 11:1 Hebreos 11:1Es, pues, la fe la certeza de lo que se espera, la convicción de lo que no se ve.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). La fe es nuestra mirada espiritual para ver las cosas que Dios desea que nosotros percibamos. Él ha llamado a muchos a ver a través de la fe que Jesús murió por los pecados de los que habrían de creer en él. Dios resucitó a su Hijo por todos los que mueren con él en el bautismo, para conquistar la muerte.

Viendo por fe

¿Se puede probar la fe con la sabiduría humana o el conocimiento? No. La verdad de la muerte de Cristo está velada a la gente que Dios no ha llamado a entender. El apóstol Pablo nos dijo esto también, “…pero nosotros predicamos a Cristo crucificado, para los judíos ciertamente tropezadero, y para los gentiles locura” (1ro Corintios 1:23 1ro Corintios 1:23pero nosotros predicamos a Cristo crucificado, para los judíos ciertamente tropezadero, y para los gentiles locura;
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

¿Puede esto, o el mundo que nos rodea, desanimarnos a creer en Jesús como nuestro Salvador resucitado? ¡No! Debemos sentirnos animados por el hecho de que Dios ha abierto nuestros ojos espirituales y podemos percibirlo a través de la visión de fe que él nos entrega. Ahora somos capaces de ver en la Palabra de Dios, la Biblia, que toda prueba que tenemos frente a nosotros es adecuada.

Todos a veces dudamos de la esperanza que tenemos en Cristo, y solos puede ser más difícil mantener nuestra fe. Lo que podemos hacer es fortalecerla constantemente estudiando la Palabra de Dios. Él es capaz de hacerte ver la verdad innegable con los ojos espirituales dándote su Espíritu Santo. Puedes ser como Tomás; cuando vio a Cristo creyó inmediatamente y perdió toda duda. Así que cuando veas la verdad puedes también creer, y por la fe, toda duda será eliminada.

Fuente: ucg.org