Recursos para los miembros de la Iglesia de Dios Unida

#159 - Job 1-7: "Las tribulaciones de Job"

Usted está aquí

#159 - Job 1-7

"Las tribulaciones de Job"

Descargar
159-job-1-7print (207.77 KB)

Descargar

#159 - Job 1-7: "Las tribulaciones de Job"

159-job-1-7print (207.77 KB)
×

La primera parte llamada la Torá, o La Ley, comprenden los primeros cinco libros de la Biblia. Aquí Dios expande las leyes santas que regulan la vida de su pueblo. Luego, en la segunda sección llamada "los Profetas", Dios nos relata a través de sus siervos la historia del pueblo de Israel, que termina con el relato de Esdras, Nehemías y Ester. Finalmente llegamos a "los Escritos", o libros sapienciales, que también son llamados "Salmos". Cristo nos habló de estas tres partes del Antiguo Testamento en Lucas 24:44 Lucas 24:44Y les dijo: Estas son las palabras que os hablé, estando aún con vosotros: que era necesario que se cumpliese todo lo que está escrito de mí en la ley de Moisés, en los profetas y en los salmos.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
: "Entonces les dijo: Estas son las palabras que os hablé, estando aún con nosotros; que era necesario que se cumpliese todo lo que está escrito de mí en la ley de Moisés, en los profetas y en los salmos".

La sección de los salmos comienza en nuestra Biblia con Job, aunque el orden original principia con Salmos. Luego que Dios nos da su ley y la historia a través del pueblo de Israel, ahora nos entrega esta parte: el sentir de la ley, o la actitud correcta detrás de su cumplimiento. Nos muestra la forma que se debe llevar a cabo la ley en la mente y en el corazón. Se puede resumir ese sentir emocional cuando David exclama en Salmos 119:97 Salmos 119:97 ¡Oh, cuánto amo yo tu ley! Todo el día es ella mi meditación.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
: "Oh, cuánto amo yo tu ley, todo el día es mi meditación". Dios no desea que guardemos su ley en forma fría y mecánica. Por eso nos entrega esta parte de las Escrituras para mostrar cómo se debe amar su ley y expresarla a nuestras acciones y pensamientos. Así se guarda no sólo la letra sino también el espíritu. Se resume esto en el gran Mandamiento: "Amarás al Eterno tu Dios de todo tu corazón, y de toda tu alma, y con todas tus fuerzas" (Deuteronomio 6:5 Deuteronomio 6:5Y amarás a Jehová tu Dios de todo tu corazón, y de toda tu alma, y con todas tus fuerzas.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
; Mateo 22:37 Mateo 22:37Jesús le dijo: Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, y con toda tu alma, y con toda tu mente.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

Quizás hay muchos que hoy no estiman demasiado a la santa Ley de Dios como nosotros, pero respecto a esta sección poética, hasta los grandes poetas reconocen su magnificencia. Dijo el famoso poeta inglés, Lord Tennyson, sobre el libro de Job: "Es la poesía más grande que se ha escrito sea del mundo antiguo o del moderno". El gran escritor francés Victor Hugo dijo: "El libro de Job es quizás la obra maestra más grande de la mente humana". Otro escritor, Felipe Schaff comentó: "El libro de Job se levanta como una pirámide en la historia de la literatura, sin antecesores y sin rival", Otro famoso escritor inglés, Tomás Carlyle, menciona: "Llamo a este libro, aparte de toda teoría, acerca de él, una de las obras más grandiosas que jamás se ha escrito. Es nuestra primera y más antigua exposición del problema eterno - el destino del hombre y el trato de Dios para con él. Pienso que ninguna cosa hay escrita de igual mérito".

Puesto que vamos a cubrir una parte de las Escrituras que es poética, es bueno entender que la poesía hebrea no tiene ni ritmo ni metro, sino se basa en paralelos y contrastes entre ideas. Se repite el mismo pensamiento en diferentes expresiones, como coplas, al que se agregan o se oponen otros elementos. El Libro de Job es el gran ejemplo de este tipo de poesía, cuyos discursos están colocados en nuestra Biblia en forma de versos.

Conozcamos, pues, a este gran personaje que Dios usa como modelo de paciencia. Dice en Santiago 5:11 Santiago 5:11He aquí, tenemos por bienaventurados a los que sufren. Habéis oído de la paciencia de Job, y habéis visto el fin del Señor, que el Señor es muy misericordioso y compasivo.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
"He aquí tenemos por bienaventurados los que sufren, habéis oído de la paciencia de Job, y habéis visto el fin del Señor, que el Señor es muy misericordioso y compasivo".

"Hubo en tierra de Uz un varón llamado Job: y era este hombre perfecto y recto, temeroso de Dios y apartado del mal" (Job 1:1 Job 1:1Hubo en tierra de Uz un varón llamado Job; y era este hombre perfecto y recto, temeroso de Dios y apartado del mal.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). Sobre la tierra de Uz, es muy probable que sea el nombre dado por su fundador, Uz, que aparece en la Tabla de las Naciones de Gálatas 10:23 Gálatas 10:23
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
. Se menciona este país cercano a Israel en dos otras ocasiones, en Jeremías 25:20 Jeremías 25:20y a toda la mezcla de naciones, a todos los reyes de tierra de Uz, y a todos los reyes de la tierra de Filistea, a Ascalón, a Gaza, a Ecrón y al remanente de Asdod;
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
y Lamentaciones 4:21 Lamentaciones 4:21 Gózate y alégrate, hija de Edom, la que habitas en tierra de Uz; Aun hasta ti llegará la copa; te embriagarás, y vomitarás.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
. Respecto a cuándo fue escrito, no se puede saber por el mismo relato y sólo están de acuerdo los expertos de que vivió entre la época de Abraham y de Moisés. Parece que fue el mismo Job quien escribió el libro. La palabra Job, según el árabe, se deriva del término "arrepentido" que calza bien con la historia del libro. (1798-1523 a.C.)

El término "perfecto" en hebreo no significa sin fallas, sino más bien, "íntegro, sincero, equilibrado en todas las facetas de la vida" (Comentario Exegético, p. 390). De modo que Job, como nosotros, era humano, pero muy dedicado a servir a Dios y a mantenerse limpio del pecado.

Dice la Biblia que Job era "varón más grande que todos los orientales" (Job 1:3 Job 1:3Su hacienda era siete mil ovejas, tres mil camellos, quinientas yuntas de bueyes, quinientas asnas, y muchísimos criados; y era aquel varón más grande que todos los orientales.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). Por sus riquezas, sus diez hijos podían banquetear frecuentemente. Por si pecaran en esas fiestas. Job era tan justo que, "se levantaba de mañana y ofrecía holocausto conforme al número de todos ellos. Porque decía Job: Quizá habrán pecado mis hijos, y habrán blasfemado contra Dios en sus corazones. De esta manera hacía todos los días" (Job 1:5 Job 1:5Y acontecía que habiendo pasado en turno los días del convite, Job enviaba y los santificaba, y se levantaba de mañana y ofrecía holocaustos conforme al número de todos ellos. Porque decía Job: Quizá habrán pecado mis hijos, y habrán blasfemado contra Dios en sus corazones. De esta manera hacía todos los días.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

Pero, ¿cuál es el propósito que Dios tiene al mencionar las bendiciones de este hombre justo? Ahora viene la respuesta – tiene que ver con una discusión arriba en los cielos, algo que es imposible para un humano saber, algo que Dios le reveló más tarde a Job. Dice la Biblia: “Un día vinieron a presentarse delante del Eterno los hijos de Dios, entre los cuales vino también Satanás” (Job 1:6 Job 1:6Un día vinieron a presentarse delante de Jehová los hijos de Dios, entre los cuales vino también Satanás.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

Aquí vemos que Dios gobierna activamente a su universo. El ha puesto a los ángeles como sus agentes mensajeros. Aún no ha removido a Satanás de su cargo sobre la Tierra (Lucas 4:6 Lucas 4:6Y le dijo el diablo: A ti te daré toda esta potestad, y la gloria de ellos; porque a mí me ha sido entregada, y a quien quiero la doy.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
), pero sí le ha reducido sus acciones. Dios le pregunta a Satanás qué ha estado haciendo y de dónde viene. El diablo le contesta en forma muy general y aparentemente inocente: "De rodear la tierra y de andar por ella" (Job 1:7 Job 1:7Y dijo Jehová a Satanás: ¿De dónde vienes? Respondiendo Satanás a Jehová, dijo: De rodear la tierra y de andar por ella.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). Sin embargo, como "padre de mentiras" (Juan 8:44 Juan 8:44 Vosotros sois de vuestro padre el diablo, y los deseos de vuestro padre queréis hacer. El ha sido homicida desde el principio, y no ha permanecido en la verdad, porque no hay verdad en él. Cuando habla mentira, de suyo habla; porque es mentiroso, y padre de mentira.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
), encubre sus maldades. En realidad, como nos dice Pedro es: "vuestro adversario… como león rugiente, anda alrededor buscando a quien devorar" (1ra Pedro 5:8 1ra Pedro 5:8Sed sobrios, y velad; porque vuestro adversario el diablo, como león rugiente, anda alrededor buscando a quien devorar;
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

Noten ahora que es Dios el que enfoca la atención de Satanás sobre Job. Satanás no lo había tomado en cuenta. "Y dijo el Eterno a Satanás: ¿No has considerado a mi siervo Job, que no hay otro como él en la tierra; varón perfecto y recto, temeroso de Dios y apartado del mal?; Respondiendo Satanás al Eterno, en forma sarcástica dijo: ¿Acaso teme Job a Dios de balde? ¿No le has cercado alrededor a él y a su casa y a todo lo que tiene? Al trabajo de sus manos has dado bendición; por tanto, sus bienes han aumentado sobre la tierra. Pero extiende ahora tu mano y toca todo lo que tiene, y verás si no blasfema contra ti en tu misma presencia" (Job 1:8-11 Job 1:8-11 [8] Y Jehová dijo a Satanás: ¿No has considerado a mi siervo Job, que no hay otro como él en la tierra, varón perfecto y recto, temeroso de Dios y apartado del mal? [9] Respondiendo Satanás a Jehová, dijo: ¿Acaso teme Job a Dios de balde? [10] ¿No le has cercado alrededor a él y a su casa y a todo lo que tiene? Al trabajo de sus manos has dado bendición; por tanto, sus bienes han aumentado sobre la tierra. [11] Pero extiende ahora tu mano y toca todo lo que tiene, y verás si no blasfema contra ti en tu misma presencia.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). Vemos que otra función de Satanás es ser "el acusador de nuestros hermanos" (Apocalipsis 12:10 Apocalipsis 12:10Entonces oí una gran voz en el cielo, que decía: Ahora ha venido la salvación, el poder, y el reino de nuestro Dios, y la autoridad de su Cristo; porque ha sido lanzado fuera el acusador de nuestros hermanos, el que los acusaba delante de nuestro Dios día y noche.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). Rápidamente le atribuye a Job una actitud mercenaria, sirve a Dios sólo por los beneficios materiales.

Sobre el sufrimiento humano, escritores cristianos como Henry Halley, en su famoso Compendio Manual de la Biblia dice: "El libro es una discusión filosófica, en lenguaje altamente poético, del problema del sufrimiento humano...No comprendemos el problema nosotros los de ahora mejor que los del tiempo de Job... Y cuanto más vivimos, y más vemos las desigualdades e injusticias del mundo, tanto más crece el interrogante, ¿Cómo podría un Dios bueno hacer un mundo como este? Pero, aunque no comprendamos el problema mejor que los del tiempo de Job, tenemos mayor razón de resignarnos a él…La historia de Jesús, a la vez es más justo de los hombres y el que más padeció, es una ilustración de cómo Dios sufre juntamente con Su creación, y no deberíamos tener dificultad en creer que todo esto sucede por alguna razón suficiente, aun cuando por ahora no la podamos comprender” (p. 222).

Palabras patéticas de un predicador cristiano. Al no guardar las Fiestas Santas de Dios que le mostraría el Plan Maestro que Dios está llevando a cabo, tampoco entiende la razón por el sufrimiento humano. Cada Fiesta Santa revela una etapa en ese Gran Plan. Es cierto que el sufrimiento humano, visto por la muerte de niños inocentes, no tiene una explicación lógica si no se sabe que existe una oportunidad para que la humanidad al resucitar después del Milenio y así conocer el Camino de Dios (Apocalipsis 20:4-6 Apocalipsis 20:4-6 [4] Y vi tronos, y se sentaron sobre ellos los que recibieron facultad de juzgar; y vi las almas de los decapitados por causa del testimonio de Jesús y por la palabra de Dios, los que no habían adorado a la bestia ni a su imagen, y que no recibieron la marca en sus frentes ni en sus manos; y vivieron y reinaron con Cristo mil años. [5] Pero los otros muertos no volvieron a vivir hasta que se cumplieron mil años. Esta es la primera resurrección. [6] Bienaventurado y santo el que tiene parte en la primera resurrección; la segunda muerte no tiene potestad sobre éstos, sino que serán sacerdotes de Dios y de Cristo, y reinarán con él mil años.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
,11-15). La Biblia claramente explica estos preciosos conocimientos a los que tienen el Espíritu Santo y guardan los Mandamientos de Dios (1ro Corintios 2:12-15 1ro Corintios 2:12-15 [12] Y nosotros no hemos recibido el espíritu del mundo, sino el Espíritu que proviene de Dios, para que sepamos lo que Dios nos ha concedido, [13] lo cual también hablamos, no con palabras enseñadas por sabiduría humana, sino con las que enseña el Espíritu, acomodando lo espiritual a lo espiritual. [14] Pero el hombre natural no percibe las cosas que son del Espíritu de Dios, porque para él son locura, y no las puede entender, porque se han de discernir espiritualmente. [15] En cambio el espiritual juzga todas las cosas; pero él no es juzgado de nadie.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
; Salmos 111:10 Salmos 111:10 El principio de la sabiduría es el temor de Jehová; Buen entendimiento tienen todos los que practican sus mandamientos; Su loor permanece para siempre.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

Como veremos, el libro de Job tiene una función muy importante en la Biblia. Servirá para consolar y revelar al hombre que Dios tiene un gran propósito aquí abajo en la Tierra – el desarrollo del carácter perfecto en los que él está llamando para ser parte de su Reino. El resto de la humanidad tendrá la misma oportunidad en las distintas etapas del Reino de Dios. El Sr. Armstrong escribió un excelente resumen de este propósito supremo de la formación del carácter espiritual en su artículo, "¿Por qué permite Dios el sufrimiento?". Allí usa al libro de Job como base para esta explicación.

Dios permitió que Satanás afligiera a Job por la razón que hemos mencionado y que le revelará al final del libro Desde luego que Satanás no sabe que está siendo, usado para desarrollar ese carácter de oro en Job. Además, Job no tiene idea de que Dios lo está preparando como los demás hombres de la fe para estar en la Primera Resurrección y poder gobernar en el Reino de Dios bajo Cristo (vea Hebreos 11:35-40 Hebreos 11:35-40 [35] Las mujeres recibieron sus muertos mediante resurrección; mas otros fueron atormentados, no aceptando el rescate, a fin de obtener mejor resurrección. [36] Otros experimentaron vituperios y azotes, y a más de esto prisiones y cárceles. [37] Fueron apedreados, aserrados, puestos a prueba, muertos a filo de espada; anduvieron de acá para allá cubiertos de pieles de ovejas y de cabras, pobres, angustiados, maltratados; [38] de los cuales el mundo no era digno; errando por los desiertos, por los montes, por las cuevas y por las cavernas de la tierra. [39] Y todos éstos, aunque alcanzaron buen testimonio mediante la fe, no recibieron lo prometido; [40] proveyendo Dios alguna cosa mejor para nosotros, para que no fuesen ellos perfeccionados aparte de nosotros.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
; Apocalipsis 20:4-6 Apocalipsis 20:4-6 [4] Y vi tronos, y se sentaron sobre ellos los que recibieron facultad de juzgar; y vi las almas de los decapitados por causa del testimonio de Jesús y por la palabra de Dios, los que no habían adorado a la bestia ni a su imagen, y que no recibieron la marca en sus frentes ni en sus manos; y vivieron y reinaron con Cristo mil años. [5] Pero los otros muertos no volvieron a vivir hasta que se cumplieron mil años. Esta es la primera resurrección. [6] Bienaventurado y santo el que tiene parte en la primera resurrección; la segunda muerte no tiene potestad sobre éstos, sino que serán sacerdotes de Dios y de Cristo, y reinarán con él mil años.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). La prueba es muy difícil, pero Dios sabe que Job puede soportarla, o no lo permitiría, como menciona 1ro Corintios 10:13 1ro Corintios 10:13No os ha sobrevenido ninguna tentación que no sea humana; pero fiel es Dios, que no os dejará ser tentados más de lo que podéis resistir, sino que dará también juntamente con la tentación la salida, para que podáis soportar.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
: “No os ha sobrevenido ninguna tentación que no sea humana; pero fiel es Dios, que no os dejará ser tentados más de lo que podéis resistir, sino que dará también juntamente con la tentación la salida, para que podáis soportar”.

De modo que Dios permite que Satanás le quite todas las posesiones y mate a los hijos de Job. El diablo incita a bandidos a robarle su ganado, luego trae una tormenta eléctrica que incendió sus campos y finalmente, causa que un torbellino destruya la casa de sus hijos con ellos adentro. Noten que, de todos modos, Dios está a cargo, le ordena no tocar a Job (Job 1:12 Job 1:12Dijo Jehová a Satanás: He aquí, todo lo que tiene está en tu mano; solamente no pongas tu mano sobre él. Y salió Satanás de delante de Jehová.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). Recuerden también que, al entender el Plan de Dios, estos hijos tendrán su oportunidad para entrar en el Reino en la Segunda Resurrección

Sin embargo, para Job que no entiende estas cosas todo es aún más terrible pues todas estas calamidades le ocurrieron en el mismo día (Job 1:13-19 Job 1:13-19 [13] Y un día aconteció que sus hijos e hijas comían y bebían vino en casa de su hermano el primogénito, [14] y vino un mensajero a Job, y le dijo: Estaban arando los bueyes, y las asnas paciendo cerca de ellos, [15] y acometieron los sabeos y los tomaron, y mataron a los criados a filo de espada; solamente escapé yo para darte la noticia. [16] Aún estaba éste hablando, cuando vino otro que dijo: Fuego de Dios cayó del cielo, que quemó las ovejas y a los pastores, y los consumió; solamente escapé yo para darte la noticia. [17] Todavía estaba éste hablando, y vino otro que dijo: Los caldeos hicieron tres escuadrones, y arremetieron contra los camellos y se los llevaron, y mataron a los criados a filo de espada; y solamente escapé yo para darte la noticia. [18] Entre tanto que éste hablaba, vino otro que dijo: Tus hijos y tus hijas estaban comiendo y bebiendo vino en casa de su hermano el primogénito; [19] y un gran viento vino del lado del desierto y azotó las cuatro esquinas de la casa, la cual cayó sobre los jóvenes, y murieron; y solamente escapé yo para darte la noticia.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). Aturdido, dice la Biblia, “Job se levantó, y rasgó su manto y rasuró su cabeza (señal de luto), y se postró en tierra y adoró y dijo: “Desnudo salí del vientre de mi madre, y desnudo volveré allá, el Eterno dio, y el Eterno quitó; sea el nombre del Eterno bendito. En todo esto no pecó Job, ni atribuyó a Dios despropósito alguno” (Job 1:20-22 Job 1:20-22 [20] Entonces Job se levantó, y rasgó su manto, y rasuró su cabeza, y se postró en tierra y adoró, [21] y dijo: Desnudo salí del vientre de mi madre, y desnudo volveré allá. Jehová dio, y Jehová quitó; sea el nombre de Jehová bendito. [22] En todo esto no pecó Job, ni atribuyó a Dios despropósito alguno.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

Hasta el momento, la actitud de Job ha sido ejemplar. Refleja el principio que Pablo dio: "Pero gran ganancia es la piedad acompañada de contentamiento; porque nada hemos traído a esto modo, y sin duda nada podremos sacar. Así que, teniendo sustento y abrigo, estemos contentos con esto" (1st Timoteo 6:6-8 1st Timoteo 6:6-8 [6] Pero gran ganancia es la piedad acompañada de contentamiento; [7] porque nada hemos traído a este mundo, y sin duda nada podremos sacar. [8] Así que, teniendo sustento y abrigo, estemos contentos con esto.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). Uno piensa que con una prueba como ésta sería suficiente para cualquier humano soportar durante toda su vida. Sin embargo, el propósito que Dios tiene para limpiar a Job de un grave problema espiritual no ha terminado.

De nuevo Dios revela otra región que tiene con los ángeles, Satanás también se presenta y Dios le dice otra vez sobre Job: “¿No has considerado a mi siervo Job… que todavía retiene su integridad, aun cuando tú me incitaste contra él para que lo arruinara sin causa?” Satanás otra vez cae en la trampa y responde cínicamente: "Piel por piel, todo lo que el hombre tiene dará por su vida. Pero extiende ahora tu mano, y toca su hueso y su carne, y verás si no blasfema contra ti en tu misma presencia. Y el Eterno dijo a Satanás: He aquí, él está en tu mano; más guarda su vida" (Job 2:3-6 Job 2:3-6 [3] Y Jehová dijo a Satanás: ¿No has considerado a mi siervo Job, que no hay otro como él en la tierra, varón perfecto y recto, temeroso de Dios y apartado del mal, y que todavía retiene su integridad, aun cuando tú me incitaste contra él para que lo arruinara sin causa? [4] Respondiendo Satanás, dijo a Jehová: Piel por piel, todo lo que el hombre tiene dará por su vida. [5] Pero extiende ahora tu mano, y toca su hueso y su carne, y verás si no blasfema contra ti en tu misma presencia. [6] Y Jehová dijo a Satanás: He aquí, él está en tu mano; mas guarda su vida.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). Otra vez Satanás acusa a Job de servir a Dios siempre que se mantenga saludable.

Dios tenía tanta confianza en Job, que permitió que pasara otra gran tragedia. Recuerda al caso de José – casi muere en manos de sus hermanos, luego es esclavizado y vendido a los egipcios, es enviado injustamente a la cárcel, pero finalmente es engrandecido por Dios. La lección que José sacó de ello sería parecida a la de Job. Les dice a sus hermanos: "Vosotros pensasteis mal contra mí, más Dios lo encaminó a bien, para hacer lo que vemos hoy, para mantener en vida a mucho pueblo" (Génesis 50:20 Génesis 50:20Vosotros pensasteis mal contra mí, mas Dios lo encaminó a bien, para hacer lo que vemos hoy, para mantener en vida a mucho pueblo.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

El diablo, sin embargo, detesta el desarrollo del carácter justo, y, por lo tanto, se dedica alegremente a buscar la enfermedad más dolorosa que puede darle sin que Job muera. Decide en una que hace salir llagas por todo el cuerpo de Job, sin dejar un lugar sano en su piel. "Entonces salió Satanás de la presencia del Eterno, e hirió a Job con una sarna maligna desde la planta del pie hasta la coronilla de la cabeza" (Job 2:7 Job 2:7Entonces salió Satanás de la presencia de Jehová, e hirió a Job con una sarna maligna desde la planta del pie hasta la coronilla de la cabeza.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). Dice Job más tarde sobre su enfermedad: “Mi carne está vestida de gusanos, y de costras de polvo; mi piel hendida y abominable (Job 7:5 Job 7:5 Mi carne está vestida de gusanos, y de costras de polvo; Mi piel hendida y abominable.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

Sea como sea, Job tuvo que salir de su casa e ir a un basural donde se podía sentar sobre las cenizas. Se rascaba de la picazón incesante con "un tiesto" (Job 2:8 Job 2:8Y tomaba Job un tiesto para rascarse con él, y estaba sentado en medio de ceniza.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

Al ver su patética situación, la esposa de Job no soporta más y en su frustración lo incita a maldecir a Dios. Job, sin embargo, no se deja tentar y reprende a su esposa. Muestra que aún con esta nueva prueba, no blasfemará ni culpará a Dios de maldad. Dios tenía razón sobre la integridad de Job, pero aún no le había revelado la lección que quería que aprendiera.

Desde luego, que tal como dice el refrán, "las malas noticias al corral", todos en esta región habían escuchado de las desgracias de Job. Luego de varios meses de aflicción según Job 7:3 Job 7:3 Así he recibido meses de calamidad, Y noches de trabajo me dieron por cuenta.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
, tres de sus amigos van a visitarlo y a consolarlo. Ellos estaban acostumbrados a ver a Job ricamente vestido, con la mirada de confianza y seguridad pues todo había prosperado bajo su mano. Pero al verlo sucio, lleno de ronchas purulentas, abatido y sentado en un basural hediento, no pudieron creerlo. Se quedaron pasmados y no quisieron interrumpir sus lamentos y quejidos por la semana, "porque veían que su dolor era muy grande" (Job 2:13 Job 2:13Así se sentaron con él en tierra por siete días y siete noches, y ninguno le hablaba palabra, porque veían que su dolor era muy grande.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). La angustia los abrumó a todos.

Por fin, Job se animó a vestir todo su dolor y frustración al maldecir el día de su nacimiento, pero noten, no maldijo a Dios (Job 3:1-10 Job 3:1-10 [1] Después de esto abrió Job su boca, y maldijo su día. [2] Y exclamó Job, y dijo: [3] Perezca el día en que yo nací, Y la noche en que se dijo: Varón es concebido. [4] Sea aquel día sombrío, Y no cuide de él Dios desde arriba, Ni claridad sobre él resplandezca. [5] Aféenlo tinieblas y sombra de muerte; Repose sobre él nublado Que lo haga horrible como día caliginoso. [6] Ocupe aquella noche la oscuridad; No sea contada entre los días del año, Ni venga en el número de los meses. [7] ¡Oh, que fuera aquella noche solitaria, Que no viniera canción alguna en ella! [8] Maldíganla los que maldicen el día, Los que se aprestan para despertar a Leviatán. [9] Oscurézcanse las estrellas de su alba; Espere la luz, y no venga, Ni vea los párpados de la mañana; [10] Por cuanto no cerró las puertas del vientre donde yo estaba, Ni escondió de mis ojos la miseria.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). Clamó que prefería morir y no tener que aguantar todo el sufrimiento, pues así tendría descanso de su dolor y vergüenza (Job 3:11-24 Job 3:11-24 [11] ¿Por qué no morí yo en la matriz, O expiré al salir del vientre? [12] ¿Por qué me recibieron las rodillas? ¿Y a qué los pechos para que mamase? [13] Pues ahora estaría yo muerto, y reposaría; Dormiría, y entonces tendría descanso, [14] Con los reyes y con los consejeros de la tierra, Que reedifican para sí ruinas; [15] O con los príncipes que poseían el oro, Que llenaban de plata sus casas. [16] ¿Por qué no fui escondido como abortivo, Como los pequeñitos que nunca vieron la luz? [17] Allí los impíos dejan de perturbar, Y allí descansan los de agotadas fuerzas. [18] Allí también reposan los cautivos; No oyen la voz del capataz. [19] Allí están el chico y el grande, Y el siervo libre de su señor. [20] ¿Por qué se da luz al trabajado, Y vida a los de ánimo amargado, [21] Que esperan la muerte, y ella no llega, Aunque la buscan más que tesoros; [22] Que se alegran sobremanera, Y se gozan cuando hallan el sepulcro? [23] ¿Por qué se da vida al hombre que no sabe por donde ha de ir, Y a quien Dios ha encerrado? [24] Pues antes que mi pan viene mi suspiro, Y mis gemidos corren como aguas.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). Job confiesa que, como todo hombre justo, sabe que también puede ser probado con grandes tragedias. Dijo: "Porque el temor que me espantaba me ha venido, y me ha acontecido lo que yo temía" (Job 3:25 Job 3:25 Porque el temor que me espantaba me ha venido, Y me ha acontecido lo que yo temía.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). Por eso debemos siempre pedirle a Dios por su protección, pues no es automática, y orar que las pruebas no sean demasiado severas (Jeremías 10:24 Jeremías 10:24Castígame, oh Jehová, mas con juicio; no con tu furor, para que no me aniquiles.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

Luego habla Elifaz, el más veterano de sus amigos. Por la costumbre de ese entonces y la honra, él tiene ese derecho de hablar primero. Reprocha a Job por haberse amargado por la prueba (Job 4:3-6 Job 4:3-6 [3] He aquí, tú enseñabas a muchos, Y fortalecías las manos débiles; [4] Al que tropezaba enderezaban tus palabras, Y esforzabas las rodillas que decaían. [5] Mas ahora que el mal ha venido sobre ti, te desalientas; Y cuando ha llegado hasta ti, te turbas. [6] ¿No es tu temor a Dios tu confianza? ¿No es tu esperanza la integridad de tus caminos?
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). Es el típico religioso que considera que Dios es responsable de todas las desgracias que ocurren – por ejemplo, la muerte de niños inocentes, la maldad en el mundo, etc. No le da lugar al libre albedrío de las personas o al azar para estos males. Al respecto dice Eclesiastés 9:11 Eclesiastés 9:11Me volví y vi debajo del sol, que ni es de los ligeros la carrera, ni la guerra de los fuertes, ni aun de los sabios el pan, ni de los prudentes las riquezas, ni de los elocuentes el favor; sino que tiempo y ocasión acontecen a todos.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
: "Tiempo y ocasión acontecen a todos". Luego le insinúa que debe confesar su pecado para poder arrepentirse ante Dios de una vez. Usa los ejemplos de la naturaleza para mostrar ese principio de la causa y efecto. Le pregunta si es lógico que mantenga su inocencia al recibir un "efecto" o resultado tan negativo. Dice que, para recibir este castigo de parte de Dios, debe haber un grave pecado detrás de todo esto. Luego se apoya en el misticismo, donde cuenta que una vez recibió de noche palabras de un espíritu que le dijo que el hombre no podía contender contra Dios y que debía resignarse (Job 4:7-21 Job 4:7-21 [7] Recapacita ahora; ¿qué inocente se ha perdido? Y ¿en dónde han sido destruidos los rectos? [8] Como yo he visto, los que aran iniquidad Y siembran injuria, la siegan. [9] Perecen por el aliento de Dios, Y por el soplo de su ira son consumidos. [10] Los rugidos del león, y los bramidos del rugiente, Y los dientes de los leoncillos son quebrantados. [11] El león viejo perece por falta de presa, Y los hijos de la leona se dispersan. [12] El asunto también me era a mí oculto; Mas mi oído ha percibido algo de ello. [13] En imaginaciones de visiones nocturnas, Cuando el sueño cae sobre los hombres, [14] Me sobrevino un espanto y un temblor, Que estremeció todos mis huesos; [15] Y al pasar un espíritu por delante de mí, Hizo que se erizara el pelo de mi cuerpo. [16] Paróse delante de mis ojos un fantasma, Cuyo rostro yo no conocí, Y quedo, oí que decía: [17] ¿Será el hombre más justo que Dios? ¿Será el varón más limpio que el que lo hizo? [18] He aquí, en sus siervos no confía, Y notó necedad en sus ángeles; [19] ¡Cuánto más en los que habitan en casas de barro, Cuyos cimientos están en el polvo, Y que serán quebrantados por la polilla! [20] De la mañana a la tarde son destruidos, Y se pierden para siempre, sin haber quien repare en ello. [21] Su hermosura, ¿no se pierde con ellos mismos? Y mueren sin haber adquirido sabiduría.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). Finalmente trata de persuadir que acepte esta calamidad como el castigo de Dios por sus pecados y que se arrepienta para que Dios le levante esta prueba y lo vuelva a bendecir.

Job se defiende de la acusación de que todo esto le ha acontecido por algún grave pecado. Sólo le pide a Dios que lo deje morir para descansar de su penosa situación. También le responde a su amigo que sus palabras no lo han aliviado al absoluto y que él es inocente de algún grave pecado (Job 6:1-30 Job 6:1-30 [1] Respondió entonces Job, y dijo: [2] ¡Oh, que pesasen justamente mi queja y mi tormento, Y se alzasen igualmente en balanza! [3] Porque pesarían ahora más que la arena del mar; Por eso mis palabras han sido precipitadas. [4] Porque las saetas del Todopoderoso están en mí, Cuyo veneno bebe mi espíritu; Y terrores de Dios me combaten. [5] ¿Acaso gime el asno montés junto a la hierba? ¿Muge el buey junto a su pasto? [6] ¿Se comerá lo desabrido sin sal? ¿Habrá gusto en la clara del huevo? [7] Las cosas que mi alma no quería tocar, Son ahora mi alimento. [8] ¡Quién me diera que viniese mi petición, Y que me otorgase Dios lo que anhelo, [9] Y que agradara a Dios quebrantarme; Que soltara su mano, y acabara conmigo! [10] Sería aún mi consuelo, Si me asaltase con dolor sin dar más tregua, Que yo no he escondido las palabras del Santo. [11] ¿Cuál es mi fuerza para esperar aún? ¿Y cuál mi fin para que tenga aún paciencia? [12] ¿Es mi fuerza la de las piedras, O es mi carne de bronce? [13] ¿No es así que ni aun a mí mismo me puedo valer, Y que todo auxilio me ha faltado? [14] El atribulado es consolado por su compañero; Aun aquel que abandona el temor del Omnipotente. [15] Pero mis hermanos me traicionaron como un torrente; Pasan como corrientes impetuosas [16] Que están escondidas por la helada, Y encubiertas por la nieve; [17] Que al tiempo del calor son deshechas, Y al calentarse, desaparecen de su lugar; [18] Se apartan de la senda de su rumbo, Van menguando, y se pierden. [19] Miraron los caminantes de Temán, Los caminantes de Sabá esperaron en ellas; [20] Pero fueron avergonzados por su esperanza; Porque vinieron hasta ellas, y se hallaron confusos. [21] Ahora ciertamente como ellas sois vosotros; Pues habéis visto el tormento, y teméis. [22] ¿Os he dicho yo: Traedme, Y pagad por mí de vuestra hacienda; [23] Libradme de la mano del opresor, Y redimidme del poder de los violentos? [24] Enseñadme, y yo callaré; Hacedme entender en qué he errado. [25] ¡Cuán eficaces son las palabras rectas! Pero ¿qué reprende la censura vuestra? [26] ¿Pensáis censurar palabras, Y los discursos de un desesperado, que son como el viento? [27] También os arrojáis sobre el huérfano, Y caváis un hoyo para vuestro amigo. [28] Ahora, pues, si queréis, miradme, Y ved si digo mentira delante de vosotros. [29] Volved ahora, y no haya iniquidad; Volved aún a considerar mi justicia en esto. [30] ¿Hay iniquidad en mi lengua? ¿Acaso no puede mi paladar discernir las cosas inicuas?
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). Entonces vuelve a quejarse ante Dios por su terrible condición. Añora sólo morirse para descansar (Job 7:16 Job 7:16 Abomino de mi vida; no he de vivir para siempre; Déjame, pues, porque mis días son vanidad.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). Le dice que, si ofendió a Dios por alguna causa desconocida, que sencillamente lo deje morir. Así termina el primer debate.