Introducción: El Evangelio del Reino de Dios

Usted está aquí

Introducción: El Evangelio del Reino de Dios

Descargar

Descargar

Introducción: El Evangelio del Reino de Dios

×

“…Cuando veáis que suceden estas cosas, sabed que está cerca el reino de Dios” (Lucas 21:31 Lucas 21:31 Así también vosotros, cuando veáis que suceden estas cosas, sabed que está cerca el reino de Dios.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
)

Nuestro mundo necesita desesperadamente escuchar buenasnoticias! Los periódicos están llenos de malas noticias: las guerras y el terrorismo, el hambre que consume a países enteros, las catástrofes del medio ambiente, los desastres naturales que dejan miles de damnificados, la pobreza absoluta que se va apoderando de ciertas naciones, el crimen y la violencia que continúan incrementándose en nuestra sociedad. ¡La letanía de tragedias parece no tener fin!

Los accidentes y las enfermedades cobran muchas víctimas diariamente; y lo más irónico es que en las naciones tecnológicamente avanzadas, los adolescentes constituyen el grupo más afectado por las muertes violentas y los suicidios. Las drogas, la violencia, el abuso del alcohol y la promiscuidad sexual, que avanzan en forma inexorable, destruyen a su paso hogares, familias y las vidas de quienes viven en este desenfreno.

A pesar de los esfuerzos de los científicos, aparecen nuevas enfermedades que desafían todos los conocimientos médicos; y aquellas que parecían haber sido conquistadas desde hace mucho tiempo están reapareciendo con inusitada fuerza. En muchos casos, las enfermedades se han vuelto tan resistentes que los medicamentos que anteriormente las combatían ya no tienen ninguna eficacia.

Incluso la religión, que debería ser la fuente de soluciones definitivas para todos los males que nos abruman, también desempeña un papel muy importante en todo el caos que estamos viviendo. Desde tiempos inmemoriales, las guerras y los conflictos armados han sido avivados por el fuego del fervor religioso; se hacen la guerra no solo los grupos religiosos tradicionales, sino también las diferentes facciones de una misma religión, compuestas por quienes son supuestamente devotos y seguidores del mismo Dios.

Está en juego nuestra supervivencia

Tan solo en el siglo xx, más de 150 millones de personas murieron a causa de la guerra y más de 100 millones perecieron debido a enfermedades y desastres naturales. Existe todo un arsenal de armas nucleares, químicas y biológicas con la capacidad de aniquilar grandes ejércitos y aun naciones enteras. Y cada día crece el temor de que grupos terroristas los utilizarán para lograr sus perversos fines.

¿Por qué vemos tanto dolor, tristeza y sufrimiento a nuestro alrededor? ¿Adónde nos conduce todo esto? ¿Por qué el mundo se encuentra en tan precaria situación? Con semejante caudal de malas noticias, ¿existe realmente alguna esperanza para la humanidad?

Hace cerca de dos mil años, Jesucristo, el Hijo mismo de Dios, anunció que luego de un período de tremendas calamidades mundiales vendría un tiempo maravilloso de paz y bienestar. Este anuncio, denominado el evangelio (que significa “buenas nuevas”), ¡son las buenas noticias que la humanidad necesita tan desesperadamente!

¿En qué consiste realmente el evangelio — las buenas noticias — que Jesús predicó? ¿Acaso es tan solo la maravillosa historia de su propio nacimiento, vida, muerte y resurrección? Desde luego, todo esto forma parte de las increíbles noticias del plan que Dios tiene para la humanidad (Marcos 1:1 Marcos 1:1Principio del evangelio de Jesucristo, Hijo de Dios.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
), pero el verdadero evangelio abarca muchísimo más que eso.

El mensaje de salvación

Lo que vamos a estudiar a continuación nos mostrará que el mensaje que proclamó Jesucristo va mucho más allá que simplemente decirnos que su vida y muerte ocurrieron para nuestra salvación. En su mensaje, Jesús nos explica el verdadero significado de la salvación y cómo quiere él salvar a la humanidad de todos los males que actualmente la agobian. El evangelio nos revela ¡que la humanidad fue creada con un propósito asombroso!

Es triste decirlo, pero el hombre ha reducido el evangelio a una historia que hace énfasis en la persona de Jesucristo, pero que pasa por alto la verdadera profundidad y magnitud del mensaje que nos trajo. Lo que Jesús anunció es realmente maravilloso; ¡son las noticias más extraordinarias que este mundo enfermo y angustiado pudiera recibir!

Una parte muy significativa del Nuevo Testamento ha sido dedicada al relato histórico del mensaje que Jesucristo enseñó. Los cuatro primeros libros, conocidos como los evangelios, fueron escritos por Mateo, Marcos, Lucas y Juan. Éstos nos muestran que el mensaje primordial de Jesús era el evangelio del Reino de Dios.

Marcos nos dice: “Jesús vino a Galilea predicando el evangelio del reino de Dios, diciendo: El tiempo se ha cumplido, y el reino de Dios se ha acercado; arrepentíos, y creed en el evangelio” (Marcos 1:14-15 Marcos 1:14-15 14 Después que Juan fue encarcelado, Jesús vino a Galilea predicando el evangelio del reino de Dios, 15 diciendo: El tiempo se ha cumplido, y el reino de Dios se ha acercado; arrepentíos, y creed en el evangelio.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). Jesús exhortó a todos sus seguidores a que se arrepintieran de sus pecados y creyeransu mensaje acerca del Reino de Dios venidero. El propósito de este folleto es ayudarle, apreciado lector, a comprender y a creer estas maravillosas noticias que Jesús anunció.