¿Por qué los cristianos deben celebrar la Fiesta de Pentecostés?

Usted está aquí

¿Por qué los cristianos deben celebrar la Fiesta de Pentecostés?

La tercera de las Fiestas Anuales de Dios (después de la Fiesta de los Panes sin Levadura) es la Fiesta de las Semanas o Pentecostés (Levítico 23:16-21 Levítico 23:16-21 16 Hasta el día siguiente del séptimo día de reposo contaréis cincuenta días; entonces ofreceréis el nuevo grano a Jehová. 17 De vuestras habitaciones traeréis dos panes para ofrenda mecida, que serán de dos décimas de efa de flor de harina, cocidos con levadura, como primicias para Jehová. 18 Y ofreceréis con el pan siete corderos de un año, sin defecto, un becerro de la vacada, y dos carneros; serán holocausto a Jehová, con su ofrenda y sus libaciones, ofrenda encendida de olor grato para Jehová. 19 Ofreceréis además un macho cabrío por expiación, y dos corderos de un año en sacrificio de ofrenda de paz. 20 Y el sacerdote los presentará como ofrenda mecida delante de Jehová, con el pan de las primicias y los dos corderos; serán cosa sagrada a Jehová para el sacerdote. 21 Y convocaréis en este mismo día santa convocación; ningún trabajo de siervos haréis; estatuto perpetuo en dondequiera que habitéis por vuestras generaciones.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
, Hechos de los Apóstoles 2:1 Hechos de los Apóstoles 2:1Cuando llegó el día de Pentecostés, estaban todos unánimes juntos.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). Esta fiesta, también llamada la Fiesta de la Cosecha o Las Primicias (Éxodo 23:16 Éxodo 23:16También la fiesta de la siega, los primeros frutos de tus labores, que hubieres sembrado en el campo, y la fiesta de la cosecha a la salida del año, cuando hayas recogido los frutos de tus labores del campo.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
, 34:22), es también el día en que por primera vez Dios concedió su Espíritu a la Iglesia de Dios del Nuevo Testamento (Hechos 2).

Pentecostés describe a Dios como: Señor de Su cosecha, el cual selecciona y prepara los primeros frutos (Primicias) de su Reino venidero, entregándoles Su Espíritu Santo (Mateo 9:38 Mateo 9:38 Rogad, pues, al Señor de la mies, que envíe obreros a su mies.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
, Lucas 10:2 Lucas 10:2Y les decía: La mies a la verdad es mucha, mas los obreros pocos; por tanto, rogad al Señor de la mies que envíe obreros a su mies.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
, Romanos 8:23 Romanos 8:23y no sólo ella, sino que también nosotros mismos, que tenemos las primicias del Espíritu, nosotros también gemimos dentro de nosotros mismos, esperando la adopción, la redención de nuestro cuerpo.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
, Santiago 1:18 Santiago 1:18El, de su voluntad, nos hizo nacer por la palabra de verdad, para que seamos primicias de sus criaturas.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). La Fiesta anterior, Fiesta de Panes sin Levadura, representa nuestro compromiso de salir de una vida de pecado y vivir nuestras vidas a través de las perfectas leyes de Dios. Pero no podemos hacer esto solos. La Fiesta Santa de Pentecostés refleja la voluntad de Dios de dar su Espíritu Santo para proveer de energía y poder espiritual a aquellos a quienes Él ha llamado.

El Espíritu Santo de Dios nos entrega el poder con el amor de Dios, la motivación para obedecerle y una mente sana para discernir Su verdad (2nd Timoteo 1:7 2nd Timoteo 1:7Porque no nos ha dado Dios espíritu de cobardía, sino de poder, de amor y de dominio propio.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
, Juan 15:26 Juan 15:26 Pero cuando venga el Consolador, a quien yo os enviaré del Padre, el Espíritu de verdad, el cual procede del Padre, él dará testimonio acerca de mí.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
, 16:13). Sólo aquellos que son guiados por el Espíritu de Dios son llamados a ser hijos de Dios (Romanos 8:9 Romanos 8:9Mas vosotros no vivís según la carne, sino según el Espíritu, si es que el Espíritu de Dios mora en vosotros. Y si alguno no tiene el Espíritu de Cristo, no es de él.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
, 14). Estos cristianos tienen una promesa o “pago inicial” de la vida eterna (2do Corintios 5:5 2do Corintios 5:5Mas el que nos hizo para esto mismo es Dios, quien nos ha dado las arras del Espíritu.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
), y podrán disfrutar de la primera resurrección, que es la vida eterna en la familia de Dios.

A La Iglesia de Dios, que comenzó el día de Pentecostés (Hechos 2), se le da la misión de predicar las buenas nuevas del Reino de Dios preparando el siguiente paso en el plan de Dios, el regreso de Jesucristo. Esto es representando en la próxima fiesta, la Fiesta de las Trompetas.