El bautizmo por inmersión

El bautizmo por inmersión

Descargar

Descargar

El bautizmo por inmersión

×

Juan el Bautista introdujo el bautismo de arrepentimiento, el cual estaba relacionado con el concepto del perdón de los pecados (Mateo 3:1-6 Mateo 3:1-6 1 En aquellos días vino Juan el Bautista predicando en el desierto de Judea, 2 y diciendo: Arrepentíos, porque el reino de los cielos se ha acercado. 3 Pues éste es aquel de quien habló el profeta Isaías, cuando dijo: par Voz del que clama en el desierto: Preparad el camino del Señor, Enderezad sus sendas. 4 Y Juan estaba vestido de pelo de camello, y tenía un cinto de cuero alrededor de sus lomos; y su comida era langostas y miel silvestre. 5 Y salía a él Jerusalén, y toda Judea, y toda la provincia de alrededor del Jordán, 6 y eran bautizados por él en el Jordán, confesando sus pecados.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
; Marcos 1:4-5 Marcos 1:4-5 4 Bautizaba Juan en el desierto, y predicaba el bautismo de arrepentimiento para perdón de pecados. 5 Y salían a él toda la provincia de Judea, y todos los de Jerusalén; y eran bautizados por él en el río Jordán, confesando sus pecados.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). El mismo Jesús fue bautizado por Juan (Mateo 3:13-17 Mateo 3:13-17 13 Entonces Jesús vino de Galilea a Juan al Jordán, para ser bautizado por él. 14 Mas Juan se le oponía, diciendo: Yo necesito ser bautizado por ti, ¿y tú vienes a mí? 15 Pero Jesús le respondió: Deja ahora, porque así conviene que cumplamos toda justicia. Entonces le dejó. 16 Y Jesús, después que fue bautizado, subió luego del agua; y he aquí cielos le fueron abiertos, y vio al Espíritu de Dios que descendía como paloma, y venía sobre él. 17 Y hubo una voz de los cielos, que decía: Este es mi Hijo amado, en quien tengo complacencia.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
), no porque tuviera algo de qué arrepentirse o porque necesitara ser perdonado, sino para dar ejemplo a sus discípulos a lo largo de los siglos.

La palabra bautismo proviene del vocablo griego baptizo , que significa “sumergir”. Según esta definición y de acuerdo con la Biblia, la única forma apropiada de bautismo es una inmersión total en agua. Juan el Bautista escogió un sitio especial en el río Jordán, porque allí había agua suficiente para hacerlo (Juan 3:23 Juan 3:23Juan bautizaba también en Enón, junto a Salim, porque había allí muchas aguas; y venían, y eran bautizados.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

Para el cristiano, la ordenanza del bautismo es de crucial importancia. En una sola ceremonia, la muerte, sepultura y resurrección de Cristo acuden a la mente del creyente y se relacionan directamente con su propia “muerte” simbólica, su “resurrección” de la “tumba acuática” y el comienzo de una vida nueva (Romanos 6:3-6 Romanos 6:3-6 3 ¿O no sabéis que todos los que hemos sido bautizados en Cristo Jesús, hemos sido bautizados en su muerte? 4 Porque somos sepultados juntamente con él para muerte por el bautismo, a fin de que como Cristo resucitó de los muertos por la gloria del Padre, así también nosotros andemos en vida nueva. 5 Porque si fuimos plantados juntamente con él en la semejanza de su muerte, así también lo seremos en la de su resurrección; 6 sabiendo esto, que nuestro viejo hombre fue crucificado juntamente con él, para que el cuerpo del pecado sea destruido, a fin de que no sirvamos más al pecado.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
; Colosenses 2:12-13 Colosenses 2:12-13 12 sepultados con él en el bautismo, en el cual fuisteis también resucitados con él, mediante la fe en el poder de Dios que le levantó de los muertos. 13 Y a vosotros, estando muertos en pecados y en la incircuncisión de vuestra carne, os dio vida juntamente con él, perdonándoos todos los pecados,
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). Dentro de este simbolismo también está presente la promesa de la futura resurrección del creyente en el Reino de Dios. El pecador que ha sido perdonado emerge de las aguas del bautismo para vivir una nueva vida en Cristo, libre de la pena del pecado que merecía por los pecados que había cometido. Las aguas del bautismo lavan simbólicamente esos pecados. En este sentido, el bautismo es un reconocimiento exterior del deseo genuino que siente el creyente de someterse y rendirse totalmente a Dios y a su camino de vida (Efesios 4:20-24 Efesios 4:20-24 20 Mas vosotros no habéis aprendido así a Cristo, 21 si en verdad le habéis oído, y habéis sido por él enseñados, conforme a la verdad que está en Jesús. 22 En cuanto a la pasada manera de vivir, despojaos del viejo hombre, que está viciado conforme a los deseos engañosos, 23 y renovaos en el espíritu de vuestra mente, 24 y vestíos del nuevo hombre, creado según Dios en la justicia y santidad de la verdad.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

El bautismo, ordenado por Dios, debe ser precedido por la fe y el arrepentimiento (Hechos de los Apóstoles 2:37-38 Hechos de los Apóstoles 2:37-38 37 Al oír esto, se compungieron de corazón, y dijeron a Pedro y a los otros apóstoles: Varones hermanos, ¿qué haremos? 38 Pedro les dijo: Arrepentíos, y bautícese cada uno de vosotros en el nombre de Jesucristo para perdón de los pecados; y recibiréis el don del Espíritu Santo.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
; Marcos 16:16 Marcos 16:16 El que creyere y fuere bautizado, será salvo; mas el que no creyere, será condenado.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). El simbolismo propio del bautismo deja en evidencia la disposición para “sepultar” la vida pecaminosa del pasado (Romanos 6:11 Romanos 6:11Así también vosotros consideraos muertos al pecado, pero vivos para Dios en Cristo Jesús, Señor nuestro.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). El hecho de que reconozcamos nuestra culpa y la necesidad de que Cristo nos salve de las consecuencias del pecado es algo de fundamental importancia. Este arrepentimiento está caracterizado por un cambio de corazón y de conducta, basado en una fe personal y una entrega total a Jesucristo y a Dios el Padre (Lucas 14:25-33 Lucas 14:25-33 25 Grandes multitudes iban con él; y volviéndose, les dijo: 26 Si alguno viene a mí, y no aborrece a su padre, y madre, y mujer, e hijos, y hermanos, y hermanas, y aun también su propia vida, no puede ser mi discípulo. 27 Y el que no lleva su cruz y viene en pos de mí, no puede ser mi discípulo. 28 Porque ¿quién de vosotros, queriendo edificar una torre, no se sienta primero y calcula los gastos, a ver si tiene lo que necesita para acabarla? 29 No sea que después que haya puesto el cimiento, y no pueda acabarla, todos los que lo vean comiencen a hacer burla de él, 30 diciendo: Este hombre comenzó a edificar, y no pudo acabar. 31 ¿O qué rey, al marchar a la guerra contra otro rey, no se sienta primero y considera si puede hacer frente con diez mil al que viene contra él con veinte mil? 32 Y si no puede, cuando el otro está todavía lejos, le envía una embajada y le pide condiciones de paz. 33 Así, pues, cualquiera de vosotros que no renuncia a todo lo que posee, no puede ser mi discípulo.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
; Colosenses 2:12 Colosenses 2:12sepultados con él en el bautismo, en el cual fuisteis también resucitados con él, mediante la fe en el poder de Dios que le levantó de los muertos.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). Sólo debe bautizarse una persona madura que pueda entender y apreciar cabalmente el compromiso de por vida que se requiere para hacerlo. La Biblia no nos dice en ninguna parte que se deba bautizar a los niños.

Después del bautismo se realiza una oración y se imponen las manos. Esto es parte del procedimiento que nos permite recibir el Espíritu de Dios (Hechos de los Apóstoles 8:14-18 Hechos de los Apóstoles 8:14-18 14 Cuando los apóstoles que estaban en Jerusalén oyeron que Samaria había recibido la palabra de Dios, enviaron allá a Pedro y a Juan; 15 los cuales, habiendo venido, oraron por ellos para que recibiesen el Espíritu Santo; 16 porque aún no había descendido sobre ninguno de ellos, sino que solamente habían sido bautizados en el nombre de Jesús. 17 Entonces les imponían las manos, y recibían el Espíritu Santo. 18 Cuando vio Simón que por la imposición de las manos de los apóstoles se daba el Espíritu Santo, les ofreció dinero,
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). Es por medio del Espíritu Santo que Cristo vive su vida en el cristiano (Juan 14:16-17 Juan 14:16-17 16 Y yo rogaré al Padre, y os dará otro Consolador, para que esté con vosotros para siempre: 17 el Espíritu de verdad, al cual el mundo no puede recibir, porque no le ve, ni le conoce; pero vosotros le conocéis, porque mora con vosotros, y estará en vosotros.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
, Juan 14:23 Juan 14:23Respondió Jesús y le dijo: El que me ama, mi palabra guardará; y mi Padre le amará, y vendremos a él, y haremos morada con él.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
; Gálatas 2:20 Gálatas 2:20Con Cristo estoy juntamente crucificado, y ya no vivo yo, mas vive Cristo en mí; y lo que ahora vivo en la carne, lo vivo en la fe del Hijo de Dios, el cual me amó y se entregó a sí mismo por mí.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). Al seguir este proceso, el creyente entra a formar parte del cuerpo espiritual de Cristo (1 Corintios 12:12-13), lo que produce gozo en los cielos (Lucas 15:7 Lucas 15:7 Os digo que así habrá más gozo en el cielo por un pecador que se arrepiente, que por noventa y nueve justos que no necesitan de arrepentimiento.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
).

En la comisión que Jesucristo dio a sus discípulos, incluyó la autorización para bautizar a los creyentes (Mateo 28:18-20 Mateo 28:18-20 18 Y Jesús se acercó y les habló diciendo: Toda potestad me es dada en el cielo y en la tierra. 19 Por tanto, id, y haced discípulos a todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo; 20 enseñándoles que guarden todas las cosas que os he mandado; y he aquí yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo. Amén.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
). Así, aquellos que han sido llamados por Dios al arrepentimiento (Juan 6:44 Juan 6:44 Ninguno puede venir a mí, si el Padre que me envió no le trajere; y yo le resucitaré en el día postrero.
La Santa Biblia Reina-Valera (1960)×
) buscan el bautismo para el perdón de los pecados, siguiendo el ejemplo y la instrucción de Jesucristo.

(Si desea profundizar en este tema, no vacile en solicitar los folletos gratuitos El camino hacia la vida eterna y Transforme su vida: La verdadera conversión cristiana. )