Señales de los tiempos

Versión para impresora


Hace casi 2.000 años, un grupo de hombres se presentó ante Jesucristo con la intención de ponerlo en una situación incómoda. Le pidieron que les diera alguna señal milagrosa para probar que él era quien decía ser. La respuesta de Jesús, registrada en Mateo 16:2-3, no fue la que ellos esperaban.

Él les dijo: “Cuando anochece, decís: ‘Buen tiempo’; porque el cielo tiene arreboles. Y por la mañana: ‘Hoy habrá tempestad’; porque tiene arreboles el cielo nublado. ¡Hipócritas! que sabéis distinguir el aspecto del cielo, ¡mas las señales de los tiempos no podéis!”(énfasis agregado).

Jesús ya había llevado a cabo muchos grandes milagros, y era indudable que ellos lo sabían. La evidencia estaba frente a sus ojos, pero se rehusaban a aceptarla, así que Jesús los llamó por lo que eran: hipócritas y farsantes. A continuación Jesús les hizo notar el resultado de su incredulidad y les dijo que su carencia de entendimiento espiritual los había cegado ante lo que debería  haber sido más que obvio. Las señales de los tiempos estaban frente a ellos, pero habían decidido hacer caso omiso de ellas.

¿Significan algo para nosotros las palabras de Jesucristo hoy en día? ¿Podría la falta de entendimiento espiritual cegar a los individuos —o incluso a una nación entera— ante ciertos peligros que deberían ser obvios? ¿Estamos ignorando las señales de advertencia que intentan desesperadamente llamar nuestra atención?

Veamos algunos indicadores sobre la salud y estabilidad nacional de los Estados Unidos. Esta nación actualmente pide prestado un 40 por ciento de lo que gasta. El presupuesto federal de 2012 fue de casi USD 3.8 billones, una cifra estratosférica casi imposible de entender. Así se desglosan los gastos del gobierno federal:

        •      USD 316.3 mil millones por mes.

        •      USD 73 mil millones por semana.

        •      USD 10.4 mil millones por día.

        •      USD 433 millones por hora.

        •      USD 7.2 millones por minuto.

        •      USD 120.370.37 por segundo.

Como el 40 por ciento de estas cantidades es prestado, Estados Unidos pide prestado y gasta USD 48.000 (el equivalente a los ingresos anuales de una familia promedio) cada segundo.

A fines de 2012, el déficit federal superó oficialmente la cifra del producto interno bruto (PIB), es decir, el valor total de todos los bienes y servicios que esta nación produjo en el año. Si se divide la deuda total de Estados Unidos por su número de habitantes, la porción que le toca a cada uno es mayor que la deuda per cápita de los habitantes de naciones europeas gravemente endeudadas, como Grecia, ¡de la que escuchamos tanto en las noticias!

Estados Unidos gasta más de 400 mil millones de dólares anuales solo para pagar los intereses de su deuda, de los cuales una cuarta parte va a China. Solo este monto es suficiente para financiar todo el gasto militar de China—y un ejército que está alcanzando agresivamente a EstadosUnidos y desafiando sus fuerzas militares en Asia y en el Pacífico. De hecho, por culpa de los irresponsables gastos de su gobierno, ¡los contribuyentes estadounidenses están financiando el crecimiento del ejército chino! A pesar del poderío de Estados Unidos, esta nación es cada vez menos eficaz en el escenario mundial.

En los países del tercer mundo se reúnen multitudes para burlarse de los Estados Unidos y escupir en su bandera. En septiembre pasado, un grupo de terroristas libios asesinó impunemente al embajador estadounidense—el primer embajador que ha sido asesinado desde 1979.

¿Qué está sucediendo? ¿Qué nos están diciendo estas señales? Es crucial que usted conozca y entienda las señales reveladas en esta edición, porque ellas están reestructurando no solo la nación de Estados Unidos, ¡sino también el
mundo entero!

-Scott Ashley, Editor

Compartir Compartir Compartir

Mas Información

Folletos relacionados

El Apocalipsis sin velos

El Apocalipsis sin velos

El mensaje fundamental del libro del Apocalipsis es muy simple. El promete que Dios va a instituir una paz universal, prosperidad y cooperación sobre toda la Tierra, inmediatamente después del regreso de Jesucristo. Revela como este maravilloso mundo nuevo va a ser establecido y por qué nunca va a ser destruido o reemplazado por otra forma de vida u orden social.

© 1995-2018 Iglesia de Dios Unida, una Asociación Internacional | Política Privacidad | Terminos de Uso

Prohibida la reproducción total o parcial sin permiso está prohibida.
Toda la correspondencia y las preguntas deben ser enviadas a info@iduai.org. Envíe preguntas sobre el funcionamiento de este sitio Web a webmaster@iduai.org.

Note que aunque este sitio Web es en español, existen servicios y documentación sobre productos que actualmente no se ofrecen en español. Algunos servicios y correspondencia, incluyendo documentos importantes relacionados con la privacidad, terminos legales, ciertos números de teléfono, páginas del sitio y otras comunicaciones por Internet, pueden estar disponibles solo en inglés.


X
You may login with either your assigned username or your e-mail address.
The password field is case sensitive.
Loading